viernes, 17 de marzo de 2017

Entre el Mar y la Montaña. Nueva de LLanes.

IMG-20170311-WA0019 (1)
Foto de Portada de Marcelo Amtmann (Fritz)
  • Punto de Salida y  Llegada: Nueva de Llanes
  • · Puntos de Paso: Hontoria-Villahormes-Naves-Bedón-Niembro-Barro-Celorio-Poo de Llanes. Parrés-Mañangas-Lledias-San Martín-Los Carriles
  • · Longitud de la Ruta: 55 km
  • · Horario de la Ruta. 6 horas
  • · Desnivel acumulado de ascenso y descenso: 1.224 mts.
  • · Participantes: Polchi, Fritz, Nando del Pozo, Javier Riestra, Luis Roza.
Recorrer al menos una vez al año, la zona oriental asturiana, casi que es una obligación, aunque el territorio digamos, que lo tenemos muy rodado. Pero con paciencia e imaginación siempre se pueden sacar itinerarios nuevos, y este es uno de ellos.

Nos reunimos en el Bar la Central de Nueva de Llanes, al calor de un café, y de la gente congregada para acudir al mercado que allí se monta cada sábado, y reunidos en tertulia explico al personal la ruta que haremos, la cual tiene sus intríngulis.

image

Nuestra ruta sale de Nueva. rumbo Norte buscando por carretera el pueblo de Ovio, tras dejar la Autovía atrás, y ya desde Ovio, por camino, seguimos rumbo Este, sin pegarnos a la costa, pues rodamos en plan tranquilo hasta el pueblo de Hontoria, para llegar la altura del Palacio de la Espriella, y entrar rumbo Sur, hacia la población de Villahormes.

En general,  casi todos los trazados siguen por la costa adelante, pero en nuestro caso queríamos rodar por el Llano de Villahormes,  al cual subimos por una buena pista al par de la riega de la Llaguñas, para volver en la parte superior a cerrar el bucle al virar al Norte por una pista en bajada acompañando en descenso a la riega de Romeca, y tras ello desembocar en el pueblo de Naves, como por lo general entramos en los pueblos por el interior, la verdad es que nunca sabemos muy bien donde estamos, pues los letreros están colocados en la carreteras generales.

P1140316

Dejamos atrás el pueblo y el cementerio de Naves, para pasar por debajo de la Autovía del Cantábrico para ponernos de nuevo rumbo Este ya en el paseo de  la playa de San Antolín de Bedón, punto bonito de observación antes de acometer la ascensión que ahora nos toca, como primera tachuela del día.
Las vistas inmejorables, y muy poca gente a estas horas por el arenal.

DSCF4823P1140328P1140322P1140332

Tras la tranquila contemplación, la  ruta trazada  nos supone subir al llamado Llano de Niembro,  lo cual hacemos desde la pista que nace al pie del monasterio de San Antolín, marcada como Camino de Santiago, y que trepa por una pista muy mejorada y que nos permite llegar   hasta lo alto del promontorio, conocido como Riega del Carbón, con otras bonitas vistas sobre la rasa costera y la playa de Torimbia y Toranza. Eso sí la subida presenta  repechos finales  duros.

De Niembro,  por la LLN-11, nos vamos hasta la bonita estampa que ofrece su iglesia-cementerio, a cuyo punto cogemos un camino que va hacia Barro para poder acceder hacia Celorio,  por los nucleos de  Alsedi y Pozabal, por trama más o menos urbana, que es lo que toca hasta el Monasterio de Celorio, a cuyos pies toca dar un repostaje al cuerpo.

DSCF4836DSCF4838

La ruta es sencilla, pues de momento desfila por la costa adelante, saliendo desde Celorio hacia la Ermita de San Martín y por Moyorio llegar a Póo de Llanes, siguiendo el GR que une Niembro con Llanes, por cuyo trayecto no solo va el Sendero Costero que también, sino que hay tramos que se pisa del Camino Jacobeo.

Ya en Póo, el trazado de la ruta vira al Sur, entrando en predios de caminos y senderos por el llamado Cuetu Quemau hacia la aldea de Parres, en cuyo punto el bucle que hemos trazado como ruta, aquí  da la vuelta para coger dirección Oeste, teniendo como penúltimo destino el Alto de LLamigu.

Desde Parres, se entra pos camino hacia la cantera que está encima del pueblo para de este modo empatar con la carretera LLN-7, que se dirige hacia el Mazucu por el Alto de la Tornería, y  por la cual  circulamos con calma  unos 2 km., para entrar a la derecha por un  camino  que en descenso va a acompañar al arroyo Bola, entrando de este modo en la llamada zona de  Mañangas.

DSCF4826DSCF4831DSCF4825

Esta zona, es un recorrido de unos 6 km., que desfila a través de sendas estrechas y recorridos enrevesados y divertidos, que estando secos pues genial, pero estando el tiempo lluvioso son zonas complicadas, pero eso sí muy divertidas, a la vez que estamos metidos en una especie de tundra que desfila al pie del rompiente de la ladera de Los Cabriteros, y Piedra LLabre.

Como la zona nos gustó,  y  vimos que nos parecía poco, en Lledías hicimos otro pequeño bucle por La Roza, por una zona que utilizan los moteros para sus correrías, de la cual se sale de nuevo hacia Lledías, pasando el pueblo por un lateral, hacia la AS-115, la cual se cruza, dejando de lado la población de Posada de Llanes a un lado.

Se sigue de frente, por Posada Vieja hacia la aldea de Frieras, y a continuación hacia San Martín, cruzando el río Las Cabras.

Aquí en San Martín , un pequeño núcleo de casas, para no repetir camino, nos embarcamos en un trazado nuevo extraño y raro, pues se trata de entrar entre el poblamiento y tomar un camino que sube por una vaguada a pelo, durante 1 km, por el cual tenemos que transitar empujando la trotona pues no hay otro modo, tras el pechugón esto nos coloca en la cordal que concluye en la Romeca, y que nos da acceso a la aldea de Los Carriles.

IMG-20170312-WA0004IMG-20170312-WA0000IMG-20170312-WA0002
Este tramo es  toda una tachuela, pues en ese kilómetro de tramo de porteo, se pasa de los 17 metros de cota a los 206 mts. de altitud.

Hay una alternativa más factible  y es  San Martín coger una pista hormigonada que se me mete en lo denso del bosque y que sale arriba al promontorio y ya desde le rodar por los cumbrales hasta Los Carriles y  de esta manera  evitar empujar la trotona.

Eso sí cuando estemos arriba podemos ver al lado, derecho  la valleja por la cual discurre  el camino el camino que habíamos traído desde Villahormes, y de frente y  un poco a la izquierda la desconocida  Sierra de Beúnza. La verdad es que la superposición de sierras y montes nos  hace dificil reconocer referencias, y más en este zona, que es algo que se conoce poco, el espacio montañoso, entre el pico Ibeo, y Cangas de Onís y la zona de Labra y Nueva, todo un espacio poco conocido y andado.

20170311_114936P1140354P1140353

Se entra tras este tramo por la cumbral , tras el esfuerzo de empujar en los predios de Los Carriles, y lo hacemos  a través de la LLN-6, pasando por San Julián, Retuerta y el propio poblamiento de Los Carriles, hacia proseguir al Oeste por camino hacia la altozana aldea de Doradiellu y desde ella por Los Quintanales, poder llegar  hasta el Alto del LLamigu.

El tramo, desde Los Carriles, nos presenta una ascensión permanente, con repechos cortos y zonas embarradas hasta  la Quintana de Doradiellu y  ya por asfalto a Los Quintanales,. y desde aquí  luego ya todo para abajo para poder alcanzar el famoso Alto del LLamigu.

En ese alto, situado en el eje que une Corao con Nueva.  Aquí de nuevo se cambia de rumbo, ya que se vira al Norte, la idea era ir hacia el promontorio de Cantollano, donde se ven las antenas que hay encima de Nueva, pero ya el desgaste era suficiente, por lo cual nada más empatar con la AS-340 nos fuimos raudos y veloces por ella hacia Nueva de Llanes, cerrando un bucle intenso e interesante.

IMG-20170311-WA0020
Víctor Guerra

viernes, 10 de marzo de 2017

Rodando por los montes de la Comarca la Sidra (Sariego-Nava)

IMG-20170304-WA0002
Foto de Marcelo Amtmann (FRitz)
  • · Punto de Salida y Llegada: La Vega (Sariego)
  • · Puntos de Paso: Aramanti- Lamasanti-La Nozaleda-Ribuili-Enguilu-Balberán-Salgues-Alto la Campa- Campera las Cruces-La Cuesta
  • · Longitud de la Ruta: 36 km
  • · Horario de la Ruta. 5 horas
  • · Desnivel acumulado de ascenso y descenso: 1.100 mts.
  • · Participantes: Polchi, Luis Roza, Javier Riestra, Fritz, Noelia Rojo, Javier Dolado, Juan Piñera, Victor Guerra
Uno de los nuevos descubrimientos territoriales que hemos ido exprimiendo, en nuestras correrías con las bicis de ruedas gordas por Asturias, han sido los predios del Concejo de Sariego.

P1140265

En esta ocasión para no repetir recorridos, y para que nos salieran unos 40 km,  nos hemos ido hacia el Este, a los territorios fronterizos con Nava. El recorrido sigue en primer lugar el eje Oeste-Este  para luego virar al Norte y meternos en territorio de Villaviciosa. y seguir el otro eje: Este-Oeste. En general tan pronto estamos en un territorio como en otro, y todos ellos, están  vinculados por pertenecer a la Mancomunidad de la Comarca de la Sidra.

image

Para esta salida, tomamos como punto de partida el Concejo de Sariego, donde nos dimos cita de encuentro,  en concreto  en  el bar Casa Rufo, en el centro de La Vega, donde nos fuimos congregando las 8 unidades bikers para tomar el café, contar un poco la ruta y ponernos en movimiento, y codearnos con los vespertinos levantadores de vidrio del lugar.

La predicción del climatológica, aunque amenazaba lluvia, la mañana no dejó de presentarse con buen talante, por lo cual ya puestos en situación, nos fuimos rumbo Oeste, siguiendo las marcas del Camino de Santiago, que desfila por la carretera AS-331, dirección a los núcleos de casas de Aramanti, pasando antes por las de Barbechu.

Un rodar tranquilo por carretera, para ir calentando durante unos casi 4 km, al término de los cuales, dejamos la AS-331 para entrar a la izquierda por el acceso rodado que nos subió, de buenas a primera  por el Mosquero,  hacia el deposito de agua, y darle la vuelta al depósito de El Rebollal,  punto que nos aportó parte la visión de lo sería nuestro recorrido por tierras sareaganas haciendo frontera con Pola Siero, Gijón, y Villaviciosa, al Norte, y con Nava  al Sur..
P1140270P1140271P1140286

Desde aquí,  zona del Rebollal  se entra un poco más arriba por la izquierda, bordeando el conjunto de vallejas que forman varias riegas, siendo punto de referencia  la Fuente del Gato, a cuya zona se entra desde Fuente Veneros, por un acceso rodado que dejamos antes de llegar a La Llera,  e ir cerrando el bucle por ese extremo, , y entrar en descenso desde El Pico, al enlace de Lamasanti. (8,3 km.) Punto muy característico de la ruta.

Se entronca de este modo, con la carretera de AS- 267, que une La Secada con Villaviciosa, una vez al par de la carretera, se cruza  y se sigue por la  izquierda, hay que rodar con cierto cuidado, pues estamos en zona de salidas y entrada de la Autovía del Cantábrico, y la zona presenta cierto tráfico y no hay arcén.

Se sigue ahora dirección Este, terminando de cerrar por este extremo, el bucle, y cuyo rumbo Este será predominante hasta llegar a la zona del Enguilu, que es el otro extremo del gran circulo que estamos realizando.

IMG_9664IMG_9655P1140275

Se circula por la carretera general AS-267 hasta llegar casi que a la altura del polígono industrial de Santianes, que será toda una referencia visual desde distintos puntos del recorrido, pues veremos las naves desde varios enclaves.

Estamos ante un recorrido, que salvo cuando subamos al cordal del Pico Torres, con sus duros repechos de cerca de un 30%, el resto son montes y cerros, sin mucho desnivel, pero el trazado aunque parece suave, es engañoso, ya que se van sumando, repecho tras repecho, hasta colocarnos en umbrales de más allá de los 1000 metros de desnivel acumulado, lo cual presenta cierta dureza, aunque son fáciles de rodar, pues son caminos anchos y carretiles asfaltados, con algún tramo técnico y algún otro de sendero.

Una vez, se deja la AS-267 se entra hacia la Peñeruca para coger el Camino de la Tabierna, y llegar en ascenso a La Nozaleda, pero si bien en otras ocasiones nos íbamos, por el acceso rodado hacia el Norte, hacia el río Nora, ahora le damos la espalda y seguimos un tramo del PR- AS. 148, que nos guía en la subida hacia la cumbral del Pico de la Tabla, para poder  poder entrar en lo fragoso del Monte de los Andaluces. La subida tiene una importante rampa asfaltada.

IMG_9673IMG_9680

En el punto alto de la subida, el PR, se va  de frente hacia La Mofosa, pero nosotros dejamos tal acceso, y giramos rumbo Sureste, entrando en términos del concejo de Nava, por un camino que va hacia el Cutu y las casas del Modín, entroncando de nuevo con el PR-AS 148, un poco más allá.

Aquí hubo de esperar al paso del rebaño de vacas camino de los pastos. Dos paradas importantes, una la reparación de la patilla del cambio de Javier Dolado, y ahora el paso de las vacas. Esto es el mundo rural.

Tras otra subida, nos colocamos ante el cercado de circuito de motocross de Ribuli, en pleno monte de Los Andaluces, una vez en el cercado salimos por la derecha de dicho circuito, hacia la aldea de Villamartin de Riba, pero dejando el poblamiento a nuestra derecha, seguimos de frente, cruzando de nuevo el PR-AS 148, y siguiendo dirección a El Serrón, cruzando a su vez el arroyo de la Zorita al que bajamos, para empezar a subir hacia el Enguilu, un ascenso que no se concluirá hasta llegar al Cantu Alto,(17,6 km.) al par de la carretera AS-357, que une Nava con el Alto la Campa, por Paraes.

IMG_9695IMG_9692IMG_9691IMG_9734

En este punto se puede obviar el recorrido que ahora vamos a realizar, puesto que es un bucle que nos devuelve al mismo punto, pero nos permite conocer una zona bastante desconocida como es la zona del Enguilu, una zona extraña ya que el bucle da vuelta al promontorio, que se abre entre la carretera y las vertientes fluviales de Arroyo Bregón, por la cual bajamos, con tramos hormigonados, para luego subir por la vertiente de la riega Merendeli, cuyo seno se deja para virar de nuevo hacia la carretera de Nava- La Campa.

La bajada es rápida y con buenos repechos, lo cual hace sospechar que la subida será potente, pero no,  se hace bien ya que va poco a poco ganando altura, y como digo, durante la rodadura  podemos ver una zona bastante selvática, y algún que otro bicho pasteando tan tranquilo.

IMG_9715IMG_9751

Todo esto recorrido lo hicimos acompañados, en medio de una auténtica ensalada de tiros de pistola, pues en las inmediaciones hay un Campo de Tiro, que la verdad, acojona un poco, aunque los bichos pasan del tema, pues saben que no va con ellos, y por allá pastaban los corzos a su libre albedrio.

Ala continuación de la ruta , fue toda una liada, pues intentamos ir por detrás de la zona del Enguilu, y aunque los caminos prometían al final  caminos cerrados por alambre de espinos, caminos abandonados, etc, por tanto hemos abandonado este tramo por algo más factible

Una vez de nuevo en el Alto del Cantu, se sale por el ramal derecho de la carretera pues se comienza a cerrar el bucle virando al Norte, dejando el concejo de naveto, y ya  por tierras de Sariego, se sube por la carretera hacia la aldea de Balberán, para un poco más allá, tras las casa de El Monte, girar para  tomar por un camino que va por al Oeste y por encima de la otra vertiente del rio Merendeli, hasta poder retomar el rumbo Norte, abandonando la vista de la riega, y enfilando hacia Les Cases del Monte, colocadas en un ventilado altozano, y que para llegar a ellas se  nos presentan los consiguientes repechos de subida.

IMG_9675IMG_9671IMG_9678

Una vez se deja atrás la quintana de Les Cases, se sigue cruzando el Monte Perón hasta desembocar en el acceso rodado que viene  San Román, en cuyo punto del recorrido, nuestro querido y muy estimado amigo Polchi, ya satisfecho con lo realizado, y previendo que lo que quedaba era gordo, giró a la izquierda y se fue para La Vega.

Nosotros seguimos, y lo hicimos tomando el ramal de la derecha, en dirección al pueblo de Salgues, entrando de nuevo en territorio naveto, que ya no dejaremos hasta subir al cumbral del Torres.

En Salgues, antes de una casa con hórreo, muy bonita y, con el sempiterno letrero de se vende, se retoma el rumbo Norte, tomando a su par el hormigonado Camino del Puertu, que no augura nada bueno.

Subida dura donde los haya, pues el trazado sube  por unos repechos, que pocos subieron de un tirón, dada su pendiente, pues, aunque la tracción es buena, la inclinación estaba sobre el 30%. Son apenas 2 km., pero se hacen muy duros, aunque eso sí, las vistas que nos aporta la zona son increíbles, tanto es así que en culminada la ascensión, bien ciclada o bien pateada, nos paramos a reposar y dar un buen aporte nutritivo al cuerpo, pues al tirar viento frio, apenas si hemos comido y bebido en condiciones, pero la parada merece la pena pues estamos en la zona alta, y las vistas sobre Picos de Europa, las cordales sobre la Cordillera, la Sierra de Peña Mayor en toda su extensión, es un fondo que merece ser admirado y contemplado

IMG-20170304-WA0000IMG_9743

Recobrados de tanta fatiga, nos ponemos de nuevo en camino,  y  una vez pasada el cierre de alambre, Parea del Taruco,  entramos en el Concejo de Villaviciosa,  y entroncados con la pista que viene de la zona el  Poreño, una pista amplia, tomamos su ramal izquierdo, rumbo Oeste, bordeando el Pico Torres, con 568 mts., de cota y con 27,4 km rodados.

Continuamos, ya prácticamente en descenso hasta el conocido Alto de la Campa, con ya su mítica  gasolinera abandonada.

Una vez en el Alto de la Campa, auténtica frontera a modo de divisoria de aguas y concejos, se cruza el Alto y la carretera AS- 267, en dirección Oeste, siguiendo las marcas del PR-AS.197, primero  vamos por tramo hormigonados, bastante durillos, aunque se suben dado su firme, aunque lo peor viene a continuación cuando dejemos la casa de tejado triangular, en el enclave de El Fiensón, ahí empezará un tramo de trazado de tierra que cada vez más irá presentando una serie de zonas de saltos, que al final nos obligará a todos a bajarnos de la trotona.

IMG_9738P1140277IMG_9741

El marcaje del PR-AS.197, nos irá llevando hasta las inmediaciones del Pico, cumbre con vértice geodésico que marca 607 metros de altitud.

Nuestra ruta persiste en el rumbo Oeste, y sigue un poco más allá, hasta llegar a la Campera de las Cruces, en ese punto ya cansados de trotar por montes y cordales,  decido que nuestro trazado particular, se echa al Sur, virando a la izquierda y cogiendo la pendiente abajo, y por un largo tramo hormigonado, que pone al rojo vivo nuestros discos de freno, llegamos a las primeras casas de el Pozón, y La Cuesta, y ya por la carretera local entramos de nuevo en La Vega.

IMG_9748
Víctor Guerra

viernes, 3 de marzo de 2017

Rodando por los Caminos Trashumantes de Omaña

P1140200
  • · Punto de Salida y Llegada: Riello
  • · Puntos de Paso: Oterico-Villaceid-Soto y Amio- Campar de la Ermita- Curueña-Urz
  • · Longitud de la Ruta: 42 km
  • · Horario de la Ruta. 5 horas
  • · Desnivel acumulado de ascenso y descenso: 1.131 mts/
  • · Participantes: Luis Roza-Javier Riestra-Víctor Guerra
Cruzar la Cordillera Cantábrica, para rodar por los territorios sureños, siempre es una grata alegría, pues son tierras y firmes distintos, caminos históricos que trepan por las cordales infinitas, horizontes que nunca se terminan, e fin, un cambio radical que siempre se agradece y más ahora que la primavera parece querer entrar a raudales por nuestras rutas.
Por esa razón nos fuimos a Omaña, un valle que históricamente nos han sido siempre muy cercano, pues fue lugar de paso y trasiegos múltiples, administrativos, religiosos, comerciales, en fin por estos caminos, por los cuales transitaron las preciadas merinas del Real Consejo de la Mesta, y que en su día, ya muy lejano, fue territorio del Obispado de Oviedo, son buenos escenarios para la BTT.

image

Por las razones históricas, y por las ambientales, y por aquello de sacar nuestros bodys de los trabajosos caminos astures, nos vinimos este fin de semana pasado al valle de Omaña, para abordar un bello bucle alrededor del enclave cuasi capitalino, entre el Valle Gordo, y la Magdalena:Riello.

Ruta ideal para gente que no quiera sorpresas..., o que esté iniciada y quiera coger velocidad, pues está en los territorios ideales, además que la zona nos permite diversas variantes, y poder ajustar a las necesidades técnicas y físico-deportiva del grupo el recorrido, haciendo más larga, o más dura y técnica, el trazado, es lo que aporta la zona, una amplia gama de posibilidades.

DSCN0012

Por nuestra parte, tras un amplio desayuno de té con torrijas, en el pueblo de Canales, en el Bar 7x7, emprendimos ruta en coche hasta llegar a Riello, lugar dotado también de un par de bares, con muy buena atención y calidad en sus productos.

Una vez descargada la furgo, y colocados nuestros pertrechos en su lugar, salimos con una baja temperatura ambiente: - 3º, aunque ya con los rayos de sol pegando en las zonas altas.

De esta guisa nos fuimos por la carretera de La Garandilla, dirección Sur, para desviarnos ya en las afueras de Riello, en Los Prinderos a la izquierda y entrar en un carretil asfaltado, hasta llegar al pie del Cementerio, en cuyo punto se toma un camino a la derecha sube por el lateral sureño de promontorio de Viñuela, y cuyo trazado presenta nada más arrancar sus buenos repechos.

Repechos que hubo que subir a pie, pues nos faltaba el calentamiento, y nuestros pulmones no daban abasto, entre el frío y la altura, unido a la dificultad de la pendiente y lo húmedo del terreno, pues pie a tierra.

P1140192P1140195

Tal vez bordear el otero de Viñuela por la ladera Norte hacia el Oterico, sea más interesante. Unos 3 kilómetros, y pronto nos pusimos en el pueblo del Oterico, que, a estas tempraneras horas tan solo las chimeneas empezaban humear, pero nadie por la calle.

Por aquello de no pisar carretera, nos pusimos en paralelo a la LE-493, y por el camino lateral que va por el Alto de la Cerca, seguimos la ruta, teniendo que pasar un par de cierres ganaderos, para más adelante cruzar la CV-128 y seguir por camino hacia el pueblo de Villaceid, (5,5km) todo ello desde que dimos vuelta al otero de Viñuela, ha sido rumbo Este.

Nos pegamos al río para seguir ciclando en plano hacia el pueblo de Soto y Amío, hasta cuya altozana iglesia-cementerio subimos para poder otear desde tal emplazamiento, buena parte de lo que hasta ese momento había sido nuestro recorrido y lo que nos espetaba, tras haber rodado unos 7,8 km., y quedando aún una buena tacada.

P1140205P1140201P1140202

En Soto y Amio, se sigue al Este, rodando un tramo por la LE-493, para dejar atrás la cantera se dobla a la izquierda por el Camino de la Vega de los Caballeros, que levemente va virando al Norte. Será a eso, de los 10,6 km, cuando abandonemos esta vereda, y ya de forma definitiva pongamos rumbo Norte, que no dejaremos en un buen trecho, rodando así por la conformación de la Cañada de la Vizana. Ahora vamos por el llamado Cordel de las Merinas, que conforma parte del Cordel Babiano, que por estos lares se abre en varios ramales, camino de los puertos de la Cordillera Cantábrica.

P1140222

La ruta prosigue su ascensión, sin apenas descanso hacia el Alto de los Abisedos, dejando un ramal a la derecha que va hacia Irede, nosotros seguimos rodando por lo alto de la cordal subiendo hacia el Alto de Camparín con 1.355 mts. Como digo, subida tendida que desfila por un trazado amplio de buen piso, aunque la humedad del camino y la cercanía de la nieve lastra nuestras gordas ruedas, cual pegamento, lo que nos obliga a meter pequeños desarrollos.

Esta ruta comprobamos que ha sido actuación del programa 4 Valles, pero a estos también les debió llegar la crisis pues los paneles informativos, están en el suelo, y se ven pocas señales y algunas en no muy buen estado. También en el trayecto podremos ver alguna señalización en base a postes que llevan un triángulo y dos círculos (Rutas turísticas por las Cuencas Mineras de Castilla y León) correspondiente la etapa 9 Vega de Caballeros -Riello . Un desastre de información y de diseño de rutas.

clip_image002clip_image004

La ruta persiste en su rumbo Norte, sin soslayar ni un minuto el ascenso, pues va ganando altura a través de una sucesión de promontorios que coronan la cordal como el Alto del Camparón, la Braña La Urz, o La Matona con sus 1.513 mts de cota, teniendo que sobrepasar la Cinta del Cueto, pasando por el Nido del Águila.

Interesante subida que nos va dando vistas tanto al Este, sobre las sierras que cierran la comarca de Luna, como al Suroeste, cordales nevadas y fronterizas con El Bierzo, y que se ponen en casi los 2000 mts de cota; y al Norte nuestra Cordillera Cantábrica, todo un paisaje a contemplar mientras vamos concluyendo los casi 12 km de subida que hay hasta llegar al enclave del Campar de la Ermita.

Antes de llegar a dicho lugar, encontramos nieve, pero esta apenas nos entorpeció mucho, pues eran manchas aisladas, tras una bajada esta nos deja en este enclave emblemático: Campar de la Ermita a unos 1500 mts., de altitud, lugar donde el Cordel Babiano se va a la derecha siguiendo dirección Noreste por el Monte los Frailes adelante hacia la Fuente de los Carboneros, para luego virar hacia Abelgas, ya en territorio babiano.

 20170225_130309DSCN0017

El lugar de Campar de la Emita, lo reconoceremos a simple vista, pues la cabaña y cercado ganadero, son toda una referencia importante y única.

En dicho punto nacen varias alternativas al recorrido, la dos que nos interesan son: primero la que vira al Sur, hacia el pueblo ovejero de la Urz; y la segunda va hacia el pueblo de Curueña.

Variante de la Urz. (mapa Google azul)

Es un recorte al bucle establecido, e ideal para aquellos que no quieran más complicaciones. Al pie del collado de Campar sale una pista que gira sobre la mesetaria cima de Cinta del Cueto para ir Sur, casi de forma paralela a la traza que se traía, pero en esta ocasión, se va por otra vertiente, y por un camino más bajo y que va en descenso hacia la aldea de La Urz, perdiendo unos 300 mts., de desnivel, desde la cabaña del Campar hasta el pueblo.

16996188_10212178708885929_8326139576874860854_n

Un camino amplio de buen firme, que va directo a la aldea de La Urz, donde ya no queda otra que bajar por carretera hasta el mismo Riello, cubriendo así los 32 km de ruta, con la posibilidad de acortar un tanto el tramo de asfalto de bajada, Tras haber dejado la Urz, y llegando a la altura del desvío de Bonella, hay un camino a la derecha que baja a la riega de Ceide, se puede tomar este y subir luego al pueblo de Socil, y ya desde aquí se vira de nuevo al Sur hacia Riello por el llamado Camino de Curueña. Mirar si merece la pena, pues el desvío está muy cerca de Riello.

P1140214P1140213

Nuestra ruta, prosigue hacia Curueña

Se sale de Campar de la Ermita (20km), tomando un camino amplio al par de la cabaña y del cercado ganadero, y que va por debajo de esta hacia el Oeste, aunque un poco más adelante, nace otro ramal que sale a la izquierda, y que busca las laderas de la riega del arroyo de Riomayor, para luego ir subiendo hacia Curueña, y que se puede vislumbrar en a nuestra izquierda en lo fondero del valle.
Nosotros, preferimos no perder altura por ir por el valle, por lo cual seguimos el camino que va bordeando las cabeceras del circo que rodeamos, desfilando por el Campar de la Braña, de esta forma vamos cerrando el bucle para llegar al pueblo de Curueña.

Un camino interesante, que como digo va a media ladera cruzando las riegas del valle en una continua sucesión de subes y bajas, muy facilonas, que pronto nos permiten llegar en descenso al solano pueblo de Curueña, (26,6 km), pues este ya lo veíamos en nuestra ascensión por el Cordel de Las Merinas.

P1140224P1140231P1140233

Curueña, nos recibe plena  soledad, con su formidable casona nobiliaria, a cuyo pie reposamos unos minutos para contemplar tanto la casona de los Flórez de Quiñones, como el campanario de su formidable iglesia, con sus dos campanas enormes, dedicadas a Santa Bárbara y San Juan, y en el jardín un gran gallo, colorista, a modo de escultura , que se gana algunas de nuestras más llamativas fotos de la ruta, con Javier Riestra e fondo.

P1140236

Aquí en el pueblo de Curueña, nacen nuevas alternativas o variante para ir hacia Riello, 1ª / ir a la Urz, y se puede bajar por un camino que va hacia El Valle, a buscar la riega de Curueña, por donde se fue un corricolari de última generación, sin GPS, y demás y más perdido que un pulpo en un garaje, Es un camino alternativo, pero no sé yo, como estará la parte baja, o sea la conexión con el río, aunque viendo la que tuvimos que salvar nosotros, igual es la mejor opción para ir hacia los molinos de la Urz, por Falifa. (Parece muy factible)

La 2ª opción, la nuestra, sale por el acceso rodado de Curueña (L-CV128/25, hasta la curva de La Sangonera, a unos 3 km de Curueña, y ahí se gira a la izquierda para entrar en ascenso hacia el Cordal del Serrón, cuando al final se entra en este se vira al Sureste, y ya cortafuegos abajo, hasta queda prácticamente encima de la riega de Curueña. Bajada trepidante con inclinación, y zonas técnicas, pero cuyo trazado, nos deja un tanto colgados encima de unos peñones de conglomerado de regodón y con los molinos de la Urz casi que debajo.

P1140243P1140244P1140248

Aquí hay dos posibles soluciones: 1ª / Meterse entre la maleza por la derecha del cortafuego a buscar una pista que sale a unos prados al par de la riega de los Moros, y así ganar la riega de Curueña y pasar hacia la Urz, (el monte está muy cerrado). 2ª Opción; bajar directamente por unos estrechos pasos, por entre los peñones y llegar al pie del puente que nos permite pasar por encima del arroyo de Curueña. En los dos casos hay que bajar con la trotona de la mano, y con sumo cuidado, zona de matorral, terreno muy inclinado, y por supuesto pegándose con el denso matorral, unos 150 mts.

Nosotros, como digo cogimos la 2ª opción, bajada directa, como mejor opción, nos llevó un tiempo, pero es que los caminos que marca el mapa al pie de los Molinos de la Urz, se medio pierden por la presencia de la vegetación, en general están muy cerrados y aunque en los mapas parecen muy claros, luego eso no dice la verdad, por tanto una vez cruzado, en nuestro caso subimos hacia la Urz, visitando lo que fue mi zona de dormida cuando hicimos andando la Vereda de los Heterodoxos, un camino de Santiago desde Oviedo, y nos trajo por estos lares.

P1140256P1140250P1140255

Desde aquí bajamos, sin más dilación cogiendo el acceso rodado que culmina en la aldea de la Urz y que nos llevó a Riello, de nuevo, eso sí tras siete horas de brega.

Alternativa a este embrollo de la Riega de Curueña, por Curueña-Socil.

Tal vez la mejor opción, para evitar todo este embollo tras el cortafuego, una tomada la Variante desde el Campar de la Ermita hacia Curueña, sea continuar desde aquí hacia el otro pueblo: Villarín de Riello, que pueden ser unos 5 km., de asfalto, y ya en el Villarín entrar hacia Las Raposeras e ir directamente al pueblo de Socil, cogiendo el camino de Curueña un poco más abajo.

P1140254

En el track que aporto, marco las variantes, tanto la de la Urz, como la que desde la curva de La Sangonera va hacia Socil y Riello. En definitiva, esta última es un tramo de unos 9,5 km, con unos 103 metros de desnivel de ascenso, y unos casi 400 metros de descenso acumulado.
Victor Guerra
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...