Mostrando entradas con la etiqueta Maliayo. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Maliayo. Mostrar todas las entradas

viernes, 29 de mayo de 2015

MALIAYO POR PELAPOTROS Y LA PLAYA MERON

  • Punto de Partida y Llegada: Villaviciosa.
  • · Puntos de paso: Bedriñana-EL Gobernador-Merón-Careñes- La Obra- Pesquerín-Contriz.
  • · Kilómetros de la ruta:42,5
  • · Horario: 4 horas 30 minutos
  • · Desnivel de ascenso acumulado: 1.461 mts
  • · Desnivel de descenso acumulado: 1.467 mts
  • · Participantes: Angel Truébano, Poldo Figueras, José Ramón Natal
  • · IBP Index: 143
El pico Pelapotros, no es el más famoso de la comarca ni mucho menos, pero sí es uno de los que más se mira, pues forma parte de la  pequeña sierra que divide el valle de Villaviciosa de otro l gran valle que que existe al Oeste de este pico, el de San Justo, digamos que su cumbre se pierde más bien en  cordal que se sitúa entre las carreteras de  El Pedroso  y la del El Gobernador. Esa crestería de ocalitales es la que vamos a atravesar en una u en otra dirección.

Otra de las playas  nombradas en la comarca,  y yo creo que  poco visitada es  playa de Merón que hasta no hace mucho su acceso estaba en unas condiciones lamentables, y sin embargo hoy es un lujo poder bajar hasta su arenal.



Estos eran los dos objetivos que había planteados para  la salida dominguera de este pasado fin de semana, o sea que  tras ejercer el voto ciudadano en las elecciones municipales y regionales y bajo  esas perspectivas nos reunimos en el lugar de cita de los ciclistas astures en el Café Viena, de Villaviciosa,  para tras tomar el café dar rienda a nuestras trotonas.

Salimos  pues de Villaviciosa camino del cruce que reparte flujos uno  tira para El Pedroso  nosotros tomamos el que va hacia Tazones, o sea carretera AS-256 y al poco de tomarla se cruza esta para tomar el desvío que sube por La Llorea hacia La Ermita, y que ya de buenas a primeras presenta algún que otro repecho, aunque se rueda por asfalto.  Se sigue en dirección a la Iglesia parroquial de Bedriñana, pero sin llegar a esta se gira al Oeste , dejando un ramal que igual es el mejor para tomar la pista que sube por el Pingón por encima de la riega de La Casería.

 


En nuestro caso, como nos gusta portear unos minutos, pues seguimos un carril que va hacia Casa Tino y  cuyo camino justo pasa por delante la casa, sobre la cual se  toma un camino muy empinado, por el cual solemos más bien bajar; tras unos minutos tirando de trotona se alcanza la pista del Pingón al par de un depósito de agua del pueblo, y ya  con una altura interesante con referencia a la villa de Maliayo y la ría de Villaviosa y los porreos, con la fábrica de El Gaitero en primer plano , la cual entretendrá nuestro rodar por unos cuantos minutos de interesante conversación sobre este tipo de empresas y la importancia que han tenido y tienen en villas como esta.

Finalmente la subida es desde Casa Tino, concluye en las citada pista del Pingón  y se hace  más suave  llegando  en un pis-pas a las Casas de Petnanes, cuyo carretil de acceso se sigue hasta desembocar en El Gobernador, perdiendo de vista el valle de Maliayo y su ría, y habiendo dado media vuelta el Monte Vistalegre

Po un buen rato, ahora será la vertiente del Valle de San Justo y la rasa costera de Argüero y los predios gijoneses lo que tendremos como paisaje de fondo.

En el mismo lugar de El Gobernador, (Venta del Arenal) se rueda unos metros escasos por la AS-256 para entrar de nuevo a la izquierda y culminar así la vuelta al Monte de Vistalegre, de nuevo los carretiles asfaltados que nos llevan por los Torales en dirección a Les Cabañes, donde se deja el asfalto para irnos a la derecha por un camino muy bonito que nos lleva hasta Les Maseres, que será donde lleguemos de nuevo a de vuelta de nuestro recorrido por Merón.



Ahora se enfila al Norte para desembocar de nuevo en la AS-256 a la altura de La Quintana, tras lo cual dejamos los carretiles por unos momentos para entrar en otro camino muy bonito que atraviesa el río Merón, desembocando en El Perote, todas estas zonas son pequeños conjuntos de casas o quintanas de todo estilo y condición, viejos caserones y modernas casas como digo de todo gusto, color y tamaño.

De nuevo al estilo de «Verano Azul», recorremos varias zonas y núcleos dando pequeños rodeos por Manzanedo, Las Abedules, llegando a la altura de la Ermita de la Inmaculada, para de este modo  dirigirnos a Cuevaladrona  para ver los acantilados más de cerca , cerramos el bucle tras esto el bucle sobre la costa  yendo a tomar el acceso rodado de la playa de Merón a donde bajamos a toda pastilla

Playa de Merón,  muy solitaria, y con un fuerte ronroneo de los regodones con la mar de fondo que hay esta mañana.



Para salir de Merón solo hay dos acceso o hacerlo por donde hemos venido o subir por la  ladera opuesta por la que hemos venido, y para ello cruzamos el río y tomando un sendero que sube a buscar un buen camino por el cual ya se rueda en buenas condiciones hacia lo alto del pueblo de  Careñes, donde visitamos su iglesia y cementerio.

De nuevo estamos en los laberintos de carreteritas que surcan toda esta zona, ahora rodamos hacia el Sur por Atilán y El Campón, a través de la VV-3 hasta de nuevo volver a cruzar la AS-256 a la altura de La Obra, donde se impone un descanso y una cerveza para charlar sobre próximas rutas y proyectos, como el de hacer una travesía por los Picos de Europa con 90 km y 4000 metros de desnivel, y mientras charlamos damos cuenta de los bueno pinchos del bar de La Obra.


Continuamos la ruta tomando  la carretera interior  que va hacia hacia San Justo, cuando en la pequeña bajada, si apenas terminarla  nos desviamos por un camino a la derecha  que sube en ascenso por la Fuente La Xigal y coger otro camino que nos lleva hacia la carretera Nacional 632.

Aquí los amigos Poldo y Natal se despiden pues retornan a Villaviciosa, y continuamos Truebano y el que suscribe, la ruta cruza la carretera y se mete por un camino en ascenso que pasa del hormigón a firme de tierra y vegetación, la idea es coger el camino que va hacia el Alto la Cruz, pero esa vereda se la ha comido la cotoya por lo cual volvemos sobre nuestros pasos para tomar un desvío a la derecha que por La Canterona, camino bonito y entretenido,  que nos devuelve de nuevo a la citada carretera nacional 632  a la altura de Pesquerín, es una pena que no esté el amigo Kinos para tomar una botella de sidra.



Aquí Angel Truebano también se despide, pues sus obligaciones familiares le reclaman, yo sigo de solanas pues una vez que no hemos podido arribar a Alto La Cruz, opto por seguir la crestería que separa esta zona de Villaviciosa. Dejo pues las preciosas vistas sobre las praderías del Pico Illán y bajo hacia lo fondero del valle, hacia Contriz, donde dejo la carretera para entrar por el camino que pasa por delante de los depósitos de agua de la zona, y sigo a la vera de la riega de San Justo, que cruzo más adelante para subir hacia el Monte La Cobertoria.

Antes de coronar un claro collado que me daría acceso a los pueblos de  La Cobertoria y a Mieres, cojo un camino a la izquierda o digamos que casi de frente, si hubiera subido me hubiera encontrado con la pista que cruza el monte, por lo cual lo que hice al tomar ese camino  fue bordear toda la cordal  por la vertiente de San Justo, dando vista a Cadamancio,


Tras un buen rato ciclando solitarios caminos, dejando de lado los que subian  por la derecha y los cuales en general no llevan a ningún lado,  me volví a encontrar en el lugar de Les Maseres, por lo que retomé en parte el camino que habíamos traído desde la Venta el Arenal, pero con una salvedad y es que en la parte superior de la ascensión, dejé el viejo trazado para irme por un carretil que sube hasta un collado  que entra ya ladera abajo dando vista al valle de Villaviciosa,  y por La Biesca se conecta de nuevo con La Ermita, estoy en los predios de  Bedriñana,  ya ahora solo queda repetir el camino de vuelta hasta el mismo Villaviciosa.



Dando por finalizada una excursión no muy dura y muy  entretenida.
Víctor Guerra

viernes, 2 de diciembre de 2011

POR TIERRAS DE MALIAYO, el Maratón de BTT al revés

  • · Punto de partida y llegada: Villaviciosa
  • · Puntos de paso: Viñon-Niao-Balbuena-La soma-Xiranes-Buslad-Sietes-Breceña Miravalles- Priesca-Sebrayu
  • · Longitud de la Ruta: 40 Km
  • · Horario de la Ruta: 5horas y 30 minutos
  • · Desnivel Acumulado de Subida: 1.059 mts
  • · Desnivel Acumulado de Bajada: 1.079 mts
image

Hace semanas se celebró la Marathon de BTT de Villaviciosa, y siempre he creído que hacerla en sentido inverso a como se realizó era además de algo factible, más divertido, menos sufrido y más disfrutona, tanto por las vistas y como no por el menor desgates físico, lo cual nos motivó a juntamos con el grupo CUELEBRE para rodar dicha ruta, con alguna que otra variante.

DSCN3587

De este modo partimos por la carretera de Villaviciosa –Cabranes (AS255) hasta la escuela de Viñón (foto de grupo) donde tomamos la carretera que sube por Niao hacia Balbuena , subida que nos pone a tono, hasta alcanzar el caserío de Posadoriu a partir seguimos de frente hasta concluir en la zona de Cuatro Caminos, donde también llega la opción de la izquierda, eso sí con alguna que otra revuelta.

DSCN3589  DSCN3590

De esta manera se gana la zona del Picu el Abedul camino de la Soma, dejamos a la izquierda el sendero que va hacia Peña Cabrera. Un poco más adelante hay un momento que la señalización de un PR nos lleva hacia Santa Eulalia de Cabranes, pero nuestra ruta sigue hacia La Soma por la izquierda cordal adelante, dando vista a las tierras de Villaviciosa; tras pasar unos tremendos charcales, luego el sendero por el hayedo es más cómo hasta Xiranes.

Desde aquí ya por carretera hasta el Bardechu, donde un camino nos lleva a cruzar la riega de Peñes (Profundu) el camino en bastante mal estado tanto la bajada como la subida, que nos permite pasar a la carretera AS 332 de Anayo, pero en dirección contraria rodamos unos kilómetros hasta Sietes, donde la ruta nos mete por delante de su impresionante iglesia camino del Campóm desembocando en Buslad, camino bueno y en descenso con tramos con algún que otro salto.

En Buslad buscamos la carretera de Anayo de nuevo, para virar a la izquierda hacia la aldea de Breceña y el núcleo de Ceyanes; si estamos atentos veremos viejas marcas del evento por la carretera, eso sí en sentido contrario, pero que nos ayudan a realizar la ruta. Hasta este punto eran de color negro y partir de Breceña se volverán color naranja. Se continúa en zona abierta hacia el núcleo de Sienra hacia Coro, concretamente hasta el barrio de Solares

.DSCN3600DSCN3601DSCN3599

De nuevo perdemos altura para cruzar hacia Paniceres, cruzando la riega La Vega,que retomaremos más adelante, pues ahora la ruta nos lleva al Llugarón, donde hemos de buscar la carretera AS.330 que nos permite ir hacia MIravalles, bien merece la iglesia y el cementerio una visita, aunque la ruta va a buscar la senda que va camino al Palacio de Miravalles y baja a la capilla de San Blas y luego a la riega antes citada.

DSCN3611

Eso sí el asfalto se acaba y ahora nos queda una bajada por un sendero estrecho que va hacia la riega Sebrayu, pasando por delante de varios viejos molinos, como el de Mestres.

DSCN3602

En la Cotariza se gira a la derecha para tomar ahora una amplia pista que nos permite subir a La Prida, bajando luego a La Vega de Priesca, frente a cuyo palacio tómanos el Camino de Santiago, un poco mejorado, y acompañando a la riega de Sebrayu ello nos permite por tramos muy bonitos ganar la carretera de Sebrayu. Ahora la carretera será una constante hasta llegar casi a Tornón, donde el camino de Santiago se embosca de nuevo por entre las veredas de tierra, cuyo trazadoe nos van ayudando por tierras de Oñon, llegar a Ayones y Carda, entrando de nuevo en Villaviciosa. Tras una bonita jornada por tierras maliayesas


Texto y Fotos @Victor Guerra
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...