Mostrando entradas con la etiqueta Piloña. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Piloña. Mostrar todas las entradas

viernes, 21 de marzo de 2014

VUELTA A LAS SIERRAS DE PEÑAMAYOR Y QUES

DSCN3079·Punto de partida y llegada: Infiesto (Piloña)
  • · Puntos de paso. Cayón-Villabajo-Cededa-Tresali- Los Campones-Fuensanta-Piloñeta-Les Praeres-Viforcos-Cuerrias-Maza- Berones
  • · Kilómetros de la ruta: 50
  • · Horario: 6 horas
  • · Desnivel de Ascenso acumulado: 1.834 mts
  • · Desnivel de Descenso Acumulado: 1.838 mts
  • · INDICE IBP: 172
  • · Participantes: Rubén Bardera, Nanco, Rubén Malgor, Leopoldo Figueras, Rubén Álvarez, Pablo y Álvaro, Nanno, José Ramón Natal, Lev Kasicki
Empieza la primavera y nuestras rutas suben de cota que es un primor, y eso significa que también suben de desnivel, y de dificultad… y uno ya avisa…, pero el personal biker no parece darse por enterado de que Asturias, tiene una morfología orográfica más que complicada.
En esta ocasión para comprobar como Santo Tomás de Aquino que la cosa no es tan fácil como nos la pintan, convinimos en darnos una vuelta por una sierra muy peculiar que nos deja pocas opciones de variantes y de hacer piruetas para escapar de sus empinadas laderas, y es como es la Sierra de Peñamayor.

image

Y por aquello de no hacer mucho asfalto, y que no digan algunos que se copian rutas y demás, pues hay ciertos bikers que son tan idiotas que ignoran que cuando ellos no sabían rutas, yo ya llevaba escritos tres libros de rutas de BTT para la prestigiosa Editorial Desnivel, y estamos hablando  del año 92; o sea que para contestar a esta variopintas opiniones, planteé una variante que no es nueva pero se hace más bien  poco,  como es la subir a la Sierra de Ques por Viforcos y bajar de nuevo  a la capital piloñesa.

El punto de quedada no podía ser otro que Infiesto en el cafetería Alpaca donde nos conjuntamos 12 bikers para dar esa vuelta por las tierras y sierras piloñesas y navetas de Peñamayor y Ques. Tras dar cuenta del desayuno fraterno de los Sábados enfilamos de forma placentera hacia la ruta que teníamos por delante.

El punto de arranque a lo biker, debería sería el Molino de Prá en Piloñeta, pero al situar la cabecera de la ruta en Infiesto eso hacía que hubiera varias opciones para llegar a la zona o bien ir por caminos hacia Fuensanta, o irnos por el GR109, y al final optamos por dejarnos ir por las carreteritas que partiendo de Cayón van hacia Ceceda y Fuensanta.

1185443_274509052713103_1931705101_n  1510372_274508999379775_763503165_n

Por lo tanto salimos de Infiesto en dirección Oeste hacia Nava, tocando por unos momentos la Nacional 634 hasta el desvío de Cayón (frente al Apeadero de FEVE de Pintules) donde nos desviamos a la derecha por la carretera AS-225 que por Cabranes a Villaviciosa. Se vira al Noroeste, y luego a la altura de El Canelo, se gira por el desvío hacia Villabajo por la AS-336 ya en pleno rumbo Oeste.

El paseo por estas carreteritas locales, nos permitían estirar las piernas haciendo kilómetros e ir observando las pendientes laderas que bajan de las sierras de Ques y Peñamayor hacia lo fondero del valle contemplando además las cumbres por las cuales rodaríamos unas horas más tarde.

En Ceceda no adentramos en su poblamiento para contemplar sus casonas y palacetes y comprobar a la que la neblina se iba haciendo cada vez más densa a medida de que avanzaba la mañana, perdiendo de vista nuestras bellas panorámicas.

DSCN3081DSCN3075DSCN3076

Pasamos Ceceda camino de Tresali y por Solapeña virar luego hacia Villortera rumbo Sur, para de este modo caer a Los Campones, donde con sumo cuidado cruzamos de nuevo la Nacional 634, y tomar de este modo el amplio desvío asfaltado hacia el manantial de Fuensanta, donde ya por inercia seguimos por la carretera hasta Piloñeta, habiendo olvidado por aquello del paso del tiempo que hubiéramos podido coger el camino hasta el Palacio de La Ferrería y luego seguir el río Prá hasta el Molino de Prá.

Pero a lo hecho pecho, seguimos por Omedo hasta concluir en el pueblo de Piloñeta, que sí hubiera estado algo más nítido el ambiente la vista de nuestra subida hubiera sido impresionante pues la primaveral mañana a no ser por la neblina nos hubiera mostrado la gran ladera que desde Peñamayor se desparrama hasta esta aquí.

Pero ya se sabe ojos que no ven… corazón que se resiente pues el personal como llevábamos casi que unos 18 km de ruta por asfalto y ya restaba poco de trayecto pues iba pensando que el ruta sería algo así como pan comido y más si la ascensión era hormigonada.

Cuando en Pando se vira hacia Piloñeta, se toma ya de forma franca rumbo Sur y tras cruzar el río Prá se comienza un ascenso prolongado con alguna que otra fuerte rampa hacia el corazón de la Sierra de Peñamayor.

1891590_10202732145098777_541483197_o559947_274508949379780_2143894345_n

Es una subida lenta pero continuada ya en general toda hormigonada en cuyo trayecto cada uno fue subiendo a su ritmo y manera, los pro como Natal, Bardera y Álvaro, Nanno y nuestra nueva incorporación inglesa: “D. Luis” subían como cohetes, un poco ignorantes de lo que restaba .. de momento ganar estos casi 600 mts de desnivel.. y luego lo que viniera…, pero por mucho aviso … pues ya se sabe… y el resto pues eso al tran-tran.

Con algunas paradas para contemplar el paisaje, la ascensión a Les Praeres fue cayendo hasta reunirnos todos en el venteado collado de Les Praeres, donde una corza hacía las delicias del personal visitante. Un descanso para reponer fuerzas y esperar a que Rubén Bardera regresase de la búsqueda de las gafas que había perdido y que le obligaba a repetir un tramo de la ascensión.

10003888_10202540442605771_1721298704_n
DSCF01131912532_10202732145378784_218910316_oDSCF0112

Repuestos de nuestros esfuerzos, reanudamos la marcha rumbo Sureste siguiendo el trazado de Las Peregrinaciones GR 105 y también del GR 109, bajando por la pista principal hacia la Focella, un poco más abajo a la altura de Llera nace vuestra variante. Lo fácil hubiera sido bajar pista abajo hasta el Puente Miera, pero por aquello de darle un punto biker a la ruta y para que vean que también innovamos, luego sabemos que muchos bikers repiten nuestras rutas y nos alegramos de ello y por ellos; pues eso que en La Llera, viramos a la izquierda rumbo Noreste para entrar hacia la Majada de Viforcos.

El desvío viniendo de la zona de Focella es a la izquierda y el primer tramo hasta que cruzamos la riega de Trescubos ese fácil, pero a partir de ese momento la cosa tras unos primeras rampas que se pueden subir montados, el resto hubo que hacerlo andando pues la pendiente y lo suelto de los firmes que son de cuarcita hicieron que subiésemos algunos tramos empujando la trotona pendiente arriba, para ganar otros casi que 300 mts de desnivel. Un poco antes de ganar la Collada nos pudimos subir a la bici dando vista de nuevo a la vertiente de la Sierra de Ques y al valle de Infiesto.

1897807_274508709379804_1083861560_n1743456_274508706046471_1182656834_n1898094_274508932713115_711184563_n
1912006_274508742713134_773564745_n1922515_274508799379795_1637598764_nDSCF0123
1980019_10202732149138878_1435045399_o1972251_274508859379789_1588347174_n1982186_274508889379786_1703891163_n

Otro descanso para tomar fuerzas, con algo de siesta y charleta y algunas viandas nos fortalecieron para tomar de nuevo a la trotona y tomar la pista que en descenso baja hasta Cuerrias, por cuyo acceso rodado P-2 salimos hacia el desvío hacia el pueblo de Maza a cuyo altozano núcleo subimos para culminar el ascenso en la aldea de Berones, donde dejamos el asfalto.

A partir de este momento se abre un nuevo ascenso que va por encima del pueblo un poco a la izquierda, y subir de este modo a media ladera, con alguna que otra importante rampa que se abren por las laderas orientales de El Cabezu y La Llanona ya en pleno tumbo noroeste teniendo que ganar de nuevo otros casi 300 metros , con alguna que otra confusión dada la proliferación de pistas de la madera. Al final gracias a que nuestro nuevo amigo “inglés” Lev Kasicki conocedor de la zona y advirtiendo una cierta amenaza de sublevación, tipo Rebelión de la Bounty, dado el cansancio, tomó el mando y tras una remontada desde la Parea la Muezca nos subió a la pista principal de la Sierra de Ques llegando al cruce entre La Llanona y el Pico La Cabra.

1016806_274508606046481_57170947_n

Desde este punto el trazado por la amplia pista va virando por la e3spina dorsal de la Sierra de Ques, sin que en dicha bajada nos permitiera ver bien tanto el valle, como aquellas sierras que tendríamos enfrente dada la neblina espesa, la cual traía algo de frío, lo que nos obligó a abrigarnos para la bajada, y había gente que iba justa de ropa.. como hacía calor…. Bajamos pues por la amplia pista que en un momento dado abandonamos para tomar por un ramal a la derecha que baja hacia la Cantera de Peñón, en bastante mal estado la bajada, hasta concluir al pie de la Cantera donde ya se toma contacto con el asfalto hasta llegar de este modo al pueblo de Migoya donde de nuevo se vira a la derecha dirección Este.

DSCF0120

Desde aquí por un camino que va paralelo al río Piloña entrar de nuevo en Infiesto, con una buena caterva de kilómetros y metros ascendidos. Una cerveza final en el cafetería Alpaca y preparando la nueva ruta por tierra de Lena.
Víctor Guerra.

viernes, 1 de febrero de 2013

POR TIERRAS DE CABRANES Y PILOÑA


  • · Punto de Partida: Santa Eulalia de Cabranes
  • · Puntos de Paso:Xiranes-Viyao-Pintueles-Oscuredal-Lodeña-Villabajo-Coroña del Castro-Camás-Naveda-Viñón
  • · Kilómetros de la Ruta: 41
  • · Horario de la Ruta: 6 horas
  • · Desnivel Ascenso Acumulado: 1.563 mts
  • · Desnivel Descenso Acumulado: 1.543 mts
  • · INDICE IBP 144 CA
DSCN0478
La Comarca de la Sidra, es un amplio territorio con una compleja orografía que hace que los trazados ciclomontañeros sean complicados, y si a ello añadimos la desaparición de una ingente cantidad de infraestructura vial, caminos y sendas, pues digamos que se añaden los problemas a las posibles rutas, lo cual no obsta para que la Comarca tenga recorridos muy interesantes para la práctica de la BTT.

Tras rodar semanas atrás por las tierras maliayesas y con recorridos que hacían frontera con Cabranes, en esta ocasión la propuesta que llevamos a cabo los grupos de INTENSOS; RAPOSOS BTT y BTT ASTURIAS (Albano, Paredes, los hermanos de Raposos BTT, Javier Dolado de Intensos y Polchi y el que suscribe Btt Asturias-LNE,) fue todo un mix de carreteritas, caleyas y caminos por los entornos tanto cabraneses ocmo piloñeses.

image

Aceptada la ruta por el grueso del pelotón, en esta convocatoria algo justo, nos dimos cita ante la Iglesia de Santa Eulalia de Cabranes, de cuya capital de concejo partimos adentrándonos con nuestras trotonas por en medio del núcleo capitalino cabranés tomando como referencia del recorrido las marcas del PR de Peña Cabrera.

No sé cómo nos las arreglamos… pero siempre empezamos las rutas enfrentando unas rampas del copón….y sin calentar ni nada…. poco a poco sobre todo a base de molinillo, vamos ganando, en este caso, las pendientes calles de Santalla, hacia los caseríos de Argamia, lo cual pone a prueba nuestra condición física tan diversa como rutilante, en algunos casos. Aunque el grupo, hay que decir, que procura ir al paso del Joda y siempre un poco agrupados.

Una vez ganados los caseríos de Argamia, la cosa no solo se suaviza, sino que entra en ese tipo de recorrido tan bello que tiene esta parte de Cabranes, recorridos plano y por zonas de bosque.
DSCN0479DSCN0483DSCN0482

Llegados a las inmediaciones del Pico el Abedul, dando vista a los valles villaviciosinos, dejamos las marcas blancas y amarillas que van dirección a Peña Cabrera de esta manera perdemos el rumbo Norte, en una clara bifurcación en la cual doblamos sobre la derecha, dirección Este pasando por la vertiente Norte del Abedul hacia el caserío de Diyes, y como no por la ya la Soma con su inmensos charcales, tan conocidos.

En la Soma nos echamos por la derecha hacia Giranes o Xiranes, esta vez cambiamos el recorrido y vamos por un bello camino por el cual desfilan intentando quitarse las estampitas de los cuadros, tanto Albano como Paredes, faltando en esta ocasión Rubén Bardera. Los demás digamos que bajamos un poco más tranquilos, desembocando unos tras otros ante la carretera que nos lleva en unos metros a Xiranes, tomando de este modo rumbo Sur.

Desde Xiranes, ya rodamos un buen tramo por carretera, pasando por los lugares como Los Codes o El Arbeyal, con unas interesantes vistas sobre Picos de Europas y la Cordillera Cantábrica, o la Sierra de Peñamayor o el Aramo; antes de llegar a Pedrabeya, en la Venta volvemos girar a la derecha ya en franco rumbo Sur para proseguir hacia las cumbres de Los Golpinos y Pico Viyao , por caminos de barro y tramos muy bonitos que nos dejan ver las tierras de Borines y las hermosas faldas de la Sierra del Sueve.

DSCN0485DSCN0484DSCN0486DSCN0487

En este tramo nuestro compañero Albano probó lo que es meterse de cabeza en esos charcales de que atraviesan las caleyas y quedar enterrado hasta las trancas; tras este tramo de camino desembocamos en la carretera AS-258 a la altura de La Picota (Viyao) donde observamos una de estas plagas que ahora nos azotan tanto, como son los incendios de casas.

Por la citada carretera bajamos hasta Pintueles, perdiendo de vista el valle de Borines y la famosa sierra del Sueve, y metiéndonos en el amplio valle de Pintueles observando de lejos la impresionante iglesia torre de esta localidad que creo que es todo un parangón en Asturias.

Tras dejar atrás el Puente de la Casilla nos desviamos por El Oscuredal repecho arriba, y tras contemplar uno de esos famosos lavaderos cuasi universales, entramos de nuevo en firmes de tierra, metidos en pleno valle piloñés de Lodeña,  zona donde se desarrolló el reality  "Acorralados".

DSCN0488DSCN0491

Retomando trazados los carretiles asfaltados estos se van alternando con otros de tierra hasta desembocar en la carretera PI-8 que nos lleva hasta la carretera comarcal AS-255 que cruzamos para tomar por la AS-336 hasta Villabajo, donde Albano nos obliga a la clásica parada de la cerveza del mediodía.

Recobrados tras el descanso, enfilamos hacia la Coroña el Castro, de nuevo rumbo Norte, o sea que dejamos el valle para encarar la subida hacia las altas tierras cabranesas, no sin antes contemplar la belleza de las construcciones que por estas tierras levantaron los famosos indianos.

Un poco más delante en Villarriba, tomamos un desvío a la derecha por un camino en descenso que nos lleva a cruzar el arroyo de Peñallos a la altura de Omedal, donde quedó mi iphone al rumor de las hierbas y los burros del lugar que debieron estar escuchando el Nabucco de Verdi toda la noche , y donde volví a por él al día siguiente, pues los avances tecnológicos me dijeron que ese era el lugar donde lo había perdido.

DSCN0498DSCN0499DSCN0502
 
Desde Omedal el camino embarrado nos obliga, como ya viene siendo cotidiano, al empuje de la trotona, en este caso hasta ganar la zona de Secaes a partir de cuyo lugar ya pudimos ciclar monte arriba por el Mosquil y seguir por La Carnicera hasta ganar la cumbre pelada de la Coroña el Castro con formidables vistas sobre las tierras de Cabranes y Nava.

En la Coroña lo clásico es irse hacia la Encrucijada, pero en esta ocasión nuestra ruta se va dirección Oeste por el cortafuegos que atraviesa el Pico Trapa para ya con bastantes metros perdidos en el descenso volver a remontar por Retuerta y el Requexu el nucleo de Camás que cruzamos por el camino que va por el Jardín y Arriero hasta desembocar en la carretera de Cabranes CB-7 en el lugar de la Viña, y por la cual seguimos hasta Los Villares. Zonas estas que para mí son bastantes desconocidas.

En los Villares, es donde me doy cuenta de la pérdida del iphone, pero ya la tarde cae y lo mejor es echarse por el camino que rodea el Monte Aliño hacia Naveda, de nuevo por tramos de tierra; en Naveda tomamos contacto con la CB- 6 rumbo Norte hasta el núcleo de La Puerta, donde abandonamos el carril asfaltado para bajar por un sendero trialero a través del Monte Veneros hasta Viñón.

741034_511838948848400_1658411474_o

Ya en Viñón ya no queda más que recorrer por el fondo del valle su senda fluvial hasta subir de nuevo hacia Santalla, dando fin a una bella ruta por tierras de Cabranes y Piloña.


Texto y fotos @Víctor Guerra

viernes, 27 de enero de 2012

Vuelta al Valle de Cuerres de Maza.

  • · Punto de Partida y Llegada: Infiesto
  • · Punto de Paso: Migoya- Cantera del Peñón- Collada Trapa- Cuerrias- La Collada-Arenas- Beloncio
  • · Longitud de la Ruta: 30 kilómetros
  • · Horario de la Ruta: 4 horas
  • · Desnivel Acumulado de Ascenso: 1.025 metros
  • · Desnivel Acumulado de Descenso: 1.134 metros
IMG_0665
A. Lana en acción y de guía tecnológico

La propuesta de esta semana prosigue en la zona de Piloña, pero ahora toca otro valle,  en concreto rodamos  por los alrededores de la aldea de  Beloncio, aunque en realidad loq ue hemos hecho es dar vuelta al valle que riega el río de las Cuerrias de Maza.

Partimos del mismo Infiesto y tomando la carretera que va hacia Campo de Caso, y  nos desviamos tras pasar la vía del FEVE, unos metros más adelante por el  el carril asfaltado que sube hacia Ques.

Cuando la ruta empieza picar para arriba, a la altura de una nave, se toma un camino que en descenso busca la orilla del río Río Piloña, al principio muy embarrada y pedregosa pero que se deja ciclar sin complicaciones, eso sí cada vez más cerca del río, hasta desembocar en Migoya. No queríamos salir  a la Nacional 634 que es donde desemboca el camino, o sea que tomamos el carril asfaltado de la izquierda  el cual  va directamente a la Cantera del Peñón, la muy pendeja  trepa por el Monte Coya arriba.  Con repechos muy duros de subida, tanto es así que los subíamos en zig-zag.

Al final el track desaparece de mí GPS el Garmin Oregón 550 T , y el que tenía de respuesta como track no me reconoce el formato, por lo cual tras un apaño tecnológico, con Antonio Lana nos envía desde mi casa, gracias Astor, el Track de la ruta al IPhone, y el programa CycleMeter vamos como  podemos, un poco  a trancas y barrancas siguiendo  la ruta teniendo como guía a Antonio y su IPhone, aunque con una cartografía un poco justa.

image

Sin darnos cuenta llegamos a la puerta de la cantera y esta impedía el paso hacia el monte, tras unas vueltas, al fina decidimos retroceder carretera abajo y vemos que un poco antes de llegar a la recta que da entrada a la cantera, a mano derecha(según se sube)  se abre un camino que va por debajo de la cantera, rumbo Sur, y con una trepada más liviana y entre masa arbórea autóctona. Tal vez sea más interesante tomar la pista que sale de San Pedro del Monte, algo más liviana, ambas se encuentran y ya de forma conjunta trepan por la Sierra de Qués, con impresionantes panorámicas sobre los contornos navetos y villaviciosinos, y como no piloñeses, aunque tapizados de nubes que hacen de esta tierra ese Paraíso Natural

DSC00171

Se sigue en ascenso, con alguna tachuela que otra, pasando por al lado de los Picos de La Cruz (654 mts) y de La Cabra (696 mts) , y buscando las praderías de la Llanona, al pie del Pico El Cabezu en dirección al significado Collado del Hacha, perdiendo de esta manera  los valles del río Piloñan y eje vertebral de la Carretera Nacional 634.

El bosque es impresionante y tras rodar unos kilómetros por zonas semi planas, aunque la subida hasta la zona es tela marinera,  pronto damos vista al valle que riega el arroyo de Cuerrias de Mazas. A partir del collado la cosa se suaviza hasta llegar a otro significado hito de la ruta el Collado de Trapa. Si antes traíamos rumbo Suroeste, ahora se vira ya completamente Sur para llegar a Trapa, que reconocemos por el deposito de agua, se  toma el viejo camino del pueblo de Cuerrias de Maza, que sale de frente, y un poco a la izquierda, que no es lo más apetecible dado el barro pero ese es el camino de Cuerrias.

Hay que prestarle un poco de atención para tomar la senda adecuada, que pasa al lado de una cabaña, (la que se en la foto de Antonio Lana  luego ya sin problemas con cierto gradiente técnico,algún salto que otro y alguna piedra plana de esas que a veces dan pavor,  pero sin ser excesiva la dificultad, lo que nos permite llegar sin problemas hasta el poblamiento de Cuerrias. En este punto hay otras dos opciones. O irse por la izquierda hacia Cobayas y subirse a la cordal que vemos para ir a media ladera a La Collada, bordeando por el Norte Grandas Llaras. Que es lo que nos  marcaba el track , pero se nos fue el tecnólogo y con él la ruta.

DSC00173

Nosotros un poco chulos, y sin track fiable por eso de las tecnologías, nos echamos por el carril hormigonado hacia La Collada,  nos metemos en el pueblo de Mazas, eso sí enfrentando unos buenos  rampones impresionantes, que estas alturas de la ruta ya nuestras piernas lo sienten.. pero poco a poco vamos tomando altura y viendo parte de nuestra ruta de bajada hacia Mazas. EL panorama es impresionante.

Una vez en la Collada, vemos el valle por cuyo seno sube la pista desde Puente Mera hacia Les Praeres, y que acompaña a la Riega Muriosas.  Se vira en plena collada a la izquierda , dejando una cabañas a la derecha.

En otra pequeña collada que hay más adelante  hay una bifurcación muy clara, y  optamos por abandonar por unos instantes la vista del Valle de Cuerrias de Maza para irnos por la derecha y dar vuelta al cueto de Grandas Llanas o Pico Cruz Escrita, por lo cual ante la bifurcación se tira por la pista de la derecha que va a media ladera sin perder altura y queda vuelta al cresterío que ya veíamos desde Mazas, coronado por dos poste con antenas de televisión.

DSC00168DSC00172

La vuelta a Cruz Escrita es a media ladera, con precisos vistas primero sobre los Montes de  Murias y Muesca del Cándano, desde podemos observar la ruta que habíamos realizado estos días atrás por los Tallones, y su impresionante subida, de esta manera llegamos a la zona de descenso liviano por encima de Peruyero y Melendreros, para de nuevo tras un poco de subida,  dar vista de nuevo al valle de Cuerrias, y ver de cerca los famosos "postes de TV" que observamos desde Mazas.

DSC00174
Subida de los Tallones.

Seguimos con nuestra ruta por las tierras de Beloncio que  ya se echa sin piedad en franco descenso por el Raposo hacia Morín  perdiendo su carácter montañero al llegar a Arenas de Beloncio  donde el asfalto hace presencia y que será toda una prolongación a través de las Murias de Beloncio hasta de nuevo llegar a Infiesto, punto final de nuestra ruta.


Nota: Este post , tiene enlaces a canciones y videos sobre Asturias

Texto y Fotos de Víctor Guerra

viernes, 20 de enero de 2012

Vuelta por Arbazal y Tallones (Piloña)

  • · Punto de Salida y Llegada: Puente Mera (Piloña)
  • · Puntos de paso: Zaramal- El Felegueron- La Llama- El Plaganosu- Tallones- La Camba- La Viña
  • · Kilómetros de la ruta: 23 km
  • · Horario de la ruta: 4 horas
  • · Desnivel de Ascenso Acumulado: 1376 mts
  • · Desnivel de Descenso acumulado: 1.136 mts
 
Ruta Puente Mera

Ahora que los días que son cortos y la frialdad de la mañana y que hay que estar pronto en casa para cumplir con los compromisos sociales de las fiestas nos propusimos una vuelta no demasiado larga y menos aún que no fuera compleja en la logística.

Por lo cual dar una vuelta desde Puente Miera hacia Peñamayor y hacer un bucle por la zona era toda la pretensión, pero una vez sacamos en Puente Mera, las bicis, enfilamos el carril asfaltado marcado como GR 105 y también como GR 109 Asturias Interior, dejando de lado los carriles que suben a Travesera o la Matosa.

Seguimos la señalética indicada camino de los famosos entornos de Les Praeres en lo alto de la Sierra de Peñamayor, un poco mas delante de Zaramal, donde el asfalto desaparece, debíamos habernos desviado hacia la izquierda, pero la emoción y no atender al track de la ruta, nos hizo seguir dando pedaladas ladera arriba pasando por La Focella, El Felgueron hasta al final colocarnos en La Llama, a tiro de piedra de Les Praderes, pero la realidad era muy otra nuestra ruta se había quedado más abajo.

DSCN4594
Antonio Lana y Poldo Figueras, en la salida

O sea que debíamos bajar de nuevo hacia Zaramal, y emprender ahora por el ramal que ahora nos queda a la derecha para de este modo y por rampas fuertes de camino bordear Cueto Villoso, rumbo a las cabañas de El Plaganosu , subida que se nos iba atragantando tras la otra hasta la Llama.

Poco a poco vamos ganando altura y pudiendo ver todo el valle de subida hacia La Llama y todos los contrafuertes de la Sierra Grandas y Pico Felgueroso, al Norte.

A partir del Plaganosu, la ascensión se suaviza aunque la referencia de tener que subir a los picos Faidiellos, no nos hace muy felices, luego vemos que el trazado va girando por debajo de estos picos hacia el Canto Cerezaleu hasta llegar a Tallones, la parte alta del recorrido que nos aporta vigorosas vistas sobre sierras y parajes.

DSCN4597DSCN4601

En Tallones ahora vertiente norte rodamos hacia el Pico el Águila, por terrenos más o menos llanos y algo embarrados hasta llegar al pie de otro cueto en este caso el de Arbolín, donde damos vista al valle de La Marea, y los picos de La Carba , y enfrente el viejo recorrido del Sellón. Es esta una buena atalaya para ver las referencias geomorfológicas más importantes de la zona.

Una vez al pie de Pico Arbolín, el camino por unos cientos de metro se hace por un camino tapizado de verde, que se abre paso ladera abajo, dando vuelta a citado pico, aunque pronto lo bueno deja paso a territorios más agrestes, pues el agua se ha llevado parte del camino y ha dejado un camino en trinchera, con losas muy lavadas y resbalosas.
 
DSCN4609DSCN4608

Los dos compañeros de fatigas, y al fondo se ve la subida y bajada de Tallones

Antes habíamos dejado atrás tramos más o menos pendientes en los que podíamos ver aún las viejas armaduras del camino real, sin tanta erosión como en el Sellón, pero este tramo entre cotoyas y en trinchera y tan mojado, decidimos hacerlo en gran parte con la bici de la mano. Es un tramos pequeño, que pronto deja paso a caminos más amplios sobre manera cuando llegamos a la zona de la Comba , y la Viña, que nos permiten llegar sin problemas de nuevo a Puente Miera, habiendo dado vuelta a la crestería del Cuetón y Collada Mozquetona.

DSCN4606

En todo caso recomendamos a aquellos que vayan hacer la ruta que solo hagan el bucle, ya que se reduce en metros de desnivel y de longitud una barbaridad, quedando en una ruta muy bonita, pequeña pero muy intensa pro su gama de peculiaridades técnicas , fuertes subidas, tramos embarrados, zonas suaves y trialeras.. Para qué pedir más.

Más información el track por ejemplo


Texto y fotos de Víctor Guerra
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...