Mostrando entradas con la etiqueta Turón. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Turón. Mostrar todas las entradas

viernes, 16 de mayo de 2014

RODANDO CON LOS “SOBRAOS” DE MIERES

10010591_10152382488568774_135767043610619035_o
  • Punto de Partida y Llegada: Mieres
  • Puntos de paso: Villarejo-Rebustiello-Los Valles- La Violar- Campa la Faya. La Colladiella- Entrerrios-Pozu Fortuna-Cuadriella-Figaredo
  • Kilómetros de la ruta:43
  • Horario de la ruta: 4 horas 14 minutos
  • Desnivel de ascenso acumulado: 1.044mts
  • Desnivel de descenso acumulado: 1.032 mts
  • BP Index: 102
  • PARTICIPANTES: 135
Con la participación especial de Aladino Herraiz Rodriguez con su excepcional aportación fotográfica, ya que ir cerrando el grupeto no nos permitió muchas fotos Sonrisa)

10273145_10152382491893774_1479274141988458549_o
10368974_10152382451553774_7092036732304884623_o  10368353_10152382449238774_33710025704451707_o1974352_10152382450673774_357311314343569977_o

Aunque venia de doblete, pues el día anterior había estado rodando con el grupeto que se forma todos los Sábados bajo la «bandera de conveniencia» BTT ASTURIAS, y este anterior sábado   realizamos una intensa ruta por las tierras de Allande: rodando por las Cordales de Hospitales, El Palo y la Sierra de Iboyo, unos 63 km y unos 2000 mts de desnivel acumulado,(publicaré la ruta la semana que viene) y lo cierto es que tenía ganas de volver a rodar con la gente de Los Sobraos, ahora que las concentraciones bikeras están dejando paso al fenómenos seudo-competitivo de los maratones con crono incluidos, trofeos y hasta con pódium; además que la asistencia  a estos eventos me sirve para testar también la situación del Mountain Bike más cicloturista que se da en Asturias.

861066_10152382453898774_8708680980214929571_o   857536_10152382457853774_4748514857247360368_o1277239_746796165352676_4688131048156828294_oDSCN2650
Briefing de la ruta y su spiker  y el sorteo de la bici y su ganador Aladino Herraiz, y la Yety 575 de Javier (Defender Bikers)

Por lo cual el sábado de forma puntual me presenté como miembro de BTT ASTURIAS- GRUMAR en la Plaza de Pepa la Lechera de Mieres, donde me encontré con unos 135 bikers dispuestos a abordar la ruta de formato “no competitivo” que nos proponían en esta novena edición el dinámico grupo de “Los Sobraos” de Mieres, cuyo recorrido tenía el objetivo de ciclar la parte  más oriental del Concejo.

10353460_10152382449098774_4596579406703668836_o10356145_10152382440553774_4958060844554799776_n10265493_10152382453873774_2329742650070449680_o
image

Salimos pues «neutralizados» bajo la atenta mirada de Pepa La Lechera en Mieres y la policía municipal,  y enfilamos hacia hacia Santullano, ya en el pueblo de mi familia política (Villarejo) dejamos la cómoda carretera para afrontar por la izquierda la dura subida hacia el plano minero de La Clavelina, (por donde baja el PR que diseñé en su día) cruzando de este modo en permanente ascenso la parte alta del núcleo, pudiendo ver al paso la hermosa Casona de los Heredia, del siglo XVIII.

10338500_746796278685998_9108289879053297466_o

A la altura del cementerio se entra de lleno en los firmes de tierra as través de los cuales afrontamos cada uno como pudo los duros repechos que van ganando altitud hasta desembocar en la Clavelina, salvando de este modo un desnivel de unos 225 mts en algo menos de media hora.

10307418_10152382486978774_1168024227958007715_n10271194_10152382508263774_3362810836198473619_o10264750_10152382462703774_8291093278211363794_n

Al llegar al citado plano se abandona  éste para  seguir ascendiendo por La Cuesta, tomando el trazado minero que va por Rebustiello, en cuya altura nos emparejamos mi ocasional compañero de ascensión Javier de Bikers Defender (hermano gemelo bicicleteril, ya que ambos utilizamos  bicicletas YETI, yo una rígida ARC y él un Yeti 575) subíamos como digo a nuestro ritmo cuando alguien por detrás nos metió presión, ya que nos comunicaba que habíamos  quedado los últimos. ¡¡No entendíamos nada, sí por detrás venía bastante gente!! ¿Dónde están? Nos imaginamos que se habían ido por la ruta alternativa.

La ascensión la verdad es que se nos hizo  larga y hasta un puntín tediosa, primero porque no teníamos muy claro hacia dónde iba la ruta, y segundo porque la niebla reinante no nos dejó solazarnos con el paisaje que es impresionante una vez que se coge altura.

10298066_10152382489533774_8515986729882682843_o10312452_10152382486708774_6989385519793357007_n10348826_10152382489538774_4062349433491145959_o

O sea que no nos quedó otra que exprimir el molinillo para ir ganando metros hasta llegar a Los Valles, y enlazar con la carretera que nos llevaría luego hasta La Pruvía, donde la ruta abandona el rumbo Este para subir de este modo paralelos a la riega La Felguera, donde varía el rumbo tomando la  dirección Norte hasta alcanzar la carretera MI-5 cerca de la Ceposa, donde de nuevo se recobra el rumbo Este al menos hasta las inmediaciones de lo que fue el grupo minero San Víctor, lo que fue todo este complejo territorio minero, y en lo que ha quedado.

Se coge un camino por detrás de las instalaciones de San Víctor  que en fuerte rampa nos lleva dirección Norte por Solapeña hasta alcanzar la Collada de Les Muries con 901 metros altt, ya con su buena hora y media de rodadura desde que salimos de Villarejo y con la niebla pegada en nuestras ruedas gordas.

10355608_10152382497758774_6100508471568382007_o

En este contexto geográfico, y ya sin tanta presión ya que vamos alcanzando a algunas unidades bikers sueltas,  y algún que otro pequeño grupo haciendo un pequeño pelotón afrontamos dirección Este las rampas que circundan al Pico Polio y La Faya, para así ganar la Campa Longa por medio de repechos más suaves que nos permiten concluir prácticamente en la encrucijada de La Violar donde conectamos con el trazado de Los Anillo Ciclistas Montaña Central de Asturias. 
10369024_10152382496133774_2274861031346087384_o10273089_10152382494723774_6113206557263325904_oDSCN2654

Esto ya es tierra conocida y ya nos vamos dando cuenta de nuestra situación, o sea que  hasta el Alto La Faya vamos lanzados pasando antes por La Campa Les Abelles. Es un ciclar cómodo, siendo una pena no tener visibilidad, dada la pertinaz niebla que asoló nuestra ruta la cual que no nos dejó ver el exuberante paisaje que nos circunda ni las impresionantes cordales de Carraspientes o Navaliego.

Seguimos tanto, Javier como yo, ciclando como dicen algunos: pali-pali (o sea rápido-rápido) ya que desde la Campa Les Abelles ya se encara un recorrido en tobogán, la bajada primero hasta el desvío de San Justo, y luego tras un pequeña subida viene un tramo en plano, donde se coge buena velocidad llegando en un pis-pas al avituallamiento del Alto La Faya.

10258093_746796518685974_2921578766107287647_o

De la Faya salimos por el rampón hormigonado hacia el Alto de Pontaos para luego bajar hacia el Alto La Colladiella, siguiendo las huellas del GR 203 de Los Anillos Ciclistas, con los cuales conectamos en La Violar.

En la  Colladiella el control de paso de Los Sobraos, nos indican abandonar los Anillos, para seguir por la carretera (AS-337) tomando la vertiente turonesa rumbo Oeste a la vez que cerramos el bucle propuesto. Un poco más la organización nos echa por la izquierda, para de este modo ciclar por antiguos caminos y sendas que desfilan por debajo de la AS-337.

DSCN265710256024_10152382506608774_4993628927886189298_o10314037_10152382501153774_1479850887362824756_n

El recorrido presenta algunos tramos un tanto técnicos y sinuosos  pero mucho menos impactantes de lo que Charly (alma mater de Los Sobraos) nos había contado en el briefing matinal; lo  cierto es que gozamos la bajada, tanto mi compañero como yo, pues la hicimos solos y a nuestro aire, pasando por los caseríos de la Granda y la Tejera, saliendo de nuevo a la AS-337 entre El Pedreo y Les Matielles.

Luego otro tramo por la citada AS-337, y un poco antes de Santa Eulalia de Urbiés se deja la carretera para entrar a la izquierda por una senda que según nos decían tenía muy mala pinta, ya que había caído bastante gente, tanto a Javier como a mí no nos pareció tan temible, salvo por una retortas donde la bici apenas si giraba, por lo demás como siempre bajada técnica pero divertida y sin sobresalto alguno, salvo por lo barrizales pero eso para nosotros no debía importarnos mucho ya que rodamos casi todo el invierno, y el barro es el pan de cada día.

10256775_10152382468973774_4578356190848545170_o10255001_10152382504138774_5087708368440209122_n10256024_10152382506608774_4993628927886189298_o

Atravesamos Santa Eulalia y la Escosura para arribar a El Pindal y de nuevo  salir a la AS-337, para desviarnos de nuevo  hacia Entrerrios y tomar de este modo la Senda de Turón, por la cual volvemos a encontrar a algunos amigos que habíamos perdido de vista en la subida de Villarejo como Pablo Ordoñez y Aurora Álvarez, la cual llevaba una pierna como un nazareno tras pegarse con algunos escallos por los estrechos senderos de más atrás.

1614159_746796615352631_4007638946598082610_o

La rodadura por la Senda de Turón se hizo rápida, paramos al llegar al Pozo Fortuna (fosa de los republicanos represaliados)  donde nos reagruparnos para ya salir sin más consideraciones hacia Mieres, como el tema de la comida en el restaurante, esta es una de las señas de identidad de Los Sobraos. La ruta va un poco “pali-pali” para no pillar mucho retraso; aunque no es menos cierto que deja un poso como  de apresuramiento y poco tiempo para el disfrute de la ruta por llegar a la hora prevista,  aunque no es menos cierto que la niebla apenas no nos dejó visionar las cordales circundantes.

En grupo atravesamos todo el valle de Turón ajenos a lo que fueron  los escenarios de la Revolución de Octubre del 34 , en la la Cuadriella retomamos la Senda de Turón, y ya por ella plantarnos sin problemas en Figaredo. Los “pro” ya debían estar no solo duchados sino colocados en el restaurante de Baiña. Aun no entiendo esa afición de ir a toda pastilla en las marchas no competitivas, supongo que algunos lo hacen como reto personal y otros para marca estilo y crono, eso sí negándose a entrar en el juego real de la competición que es donde se baten el cobre... y otros disfrutan de una ruta NO COMPETITIVA

10338627_10152382453888774_1287343531810486423_o    1941608_10152382473573774_7275726710713745203_o

En la comida alguno hizo medio gala de su crono, y hasta algún otro pidió trofeo para el más rápido, pero el personal presente hizo oídos sordos a tal petición; y es bueno que una serie de eventos  como el de Los Sobraos , o los Marineros, mantenga su sus señas identitarias firmes.

Ya en Figaredo tan solo resta alcanzar la vera del río Caudal y por los distintos tramos de caminos, sendas fluviales y carriles bicis entrar en Mieres dando por concluida la ruta, y tras una ducha rápida pasar al ágape en el restaurante asador de Baiña donde de forma fraternal el personal no solo degustó con deleite la ganada recompensa de la paella y los asados, sino que también hubo regalos para unos cuantos afortunados, entre ellos me encuentro que recibí por segunda o tercera vez una navaja. y al fotógrafo biker Aladino Herraiz una bicicleta y jandrin unas botellas de vino que compartió rápidamente.

1504480_746796755352617_8282480697298774515_o10333520_746796695352623_1022229534476807812_o10369066_746796672019292_6749415030544323395_o

Y así se cerró una ruta cuyo primer tramo era de sendas y pistas con un trazado  ancho cuya subida de casi que unos 700 mts de desnivel a algunos se nos atragantó un poco. La segunda parte desde La Colladiella ya fue otro cantar, fue una bajada por un recorrido de sendas y caminos, que pusieron una guinda de buen hacer que supieron articular la gente de Los Sobraos de forma estupenda. 

Gracias y Felicidades¡¡¡

10365364_746796638685962_3191324494127178678_o

Así se mantiene el estilo de las rutas no competitivas¡¡

viernes, 8 de noviembre de 2013

EN BTT POR LOS VALLES DE ALLER Y TURON

7972_10201682968230011_2052205217_n
  • · Punto de Partida y Llegada: Figaredo (Mieres)
  • · Puntos de Paso: Santa Cruz-Moreda- Los Estrujones-La Felguerosa- Los Corrales- Rabaldana-Cuadriella-
  • · Kilómetros de la Ruta: 49
  • · Horario de la Ruta: 5 horas, 30 minutos
  • · Desnivel de Ascenso Acumulado: 1.185mts
  • · Desnivel de Descenso acumulado: 1.207 mts
  • · Participantes Ruta: Albano Capezzali- Javier Paredes-Poldo Figueras- Ramón Natal y Marcos Cernuda.
INDICE IBP: 105

La Montaña Central de Asturias se está convirtiendo en un destino biker de primera magnitud, al diseño perimetral de los Anillos Ciclistas de la Montaña Central, se une toda una gama de recorridos que se conjugan alrededor de los concejos de Mieres y  la gama de posibilidades  para encadenar concejos como Riosa y Morcín, y Aller.., que aportan  todo un conglomerado de recorridos que van desde interesantes ascensiones y descensos a senderos más técnicos  y endureros como Foces del Pino, Infernos Alleranos …u otros…
Hoy traigo hasta este blog una propuesta que realizamos hace un par de semanas el pequeñoo grupo de bikers que nos conjuntamos cada sábado, en este caso  una bonita travesía entre el valle allerano de Cabañaquinta y el mierense de Turón, en un recorrido «suave» y solitario y de gran belleza paisajística y ambiental.

DSCN2111
Por orden de aparición: Poldo, Paredes, Capezzali. Natal y Cernuda

Salimos pues de Figaredo, tras la buena disposición del propietario del Hotel Rio Caudal por dejarnos utilizar durante unas horas el parquin del hotel, mientras durase nuestra ruta; eso sí tras un reconfortante desayuno en el Bar Jais. Tras ello  nos dispusimos, el pequeño pelotón en fila para tomar la senda fluvial del Cauda que va hacia el valle colindante de Aller, aunque a la altura de Santa Cruz, hay que decir que concluye tal infraestructura vial, lo cual nos obliga a circular por la antigua carretera AS-112 rumbo a  Moreda y luego dirección a Cabañaquinta. Ahora la carretera  está tranquila pues los tramos de circunvalación nuevos hacen que esta tortuosa carretera esté más  en calma, y supongo que cuando se abran los nuevos tramos de Soto, pues la cosa quedará genial para rodar por ella.

image

Como la idea era no liarnos con recorridos aledaños, de recorridos complicados y complejos con mayores desniveles a los deseados, nos planteamos este recorrido por la  carretera AS-112, en plan tranquilo y con idea de ir poniéndonos a tono para la temporada biker.

Tras pasar Moreda, camino de Córigos,  y ya con unos casi 17 km rodados,  en el lugar de Los Estrullones, dejamos la carretera  para desviarnos  a la izquierda para tomar la pista   que nos sube al Cuitu Susu (839 mts de altitud) o sea que subiremos durante un buen rato rumbo Norte hacia dicho enclave.  Eso so sí virando cunado al Oeste, cuando al Este  mediante revueltas  que nos permiten ir ganando cota.

1393918_10201682967910003_2142599348_n1391896_10201682969430041_614802156_n

Esta de las subidas más tranquis y bonitas para subir a la Cordal de Logalendo.
Ganamos altura y  con ello podemos ver, casi de de enfrente el promontorio de Cotobello y  la Cordal del Mayain que baja hacia hasta casi morir encima de Moreda. Nuestra ruta gana a base de cómodas revueltas el lugar de Repeñuelo para ascender al Cabeñu y la Vega dela Felguera, entrando de este modo en Argumoso, dando cara al Este, con una amplia vista hacia Cabañaquinta pudiendo contemplar todo el valle y la mole caliza Peña Mesa, tras ello ganamos el pico Argumoso, luego vendrá  un  tramo de ladeo para llegar al Cuto Susu.
DSCN2122DSCN2121DSCN2134

El recorrido no presenta muchos problemas se seguimiento del trazado, y aunque existen  algunas pequeñas variantes, hemos procurado no complicarnos la vida, aunque para ganar Les Vahugues hayamos de hacer un pequeño porteo, luego un tramo de senda estrecho tras el cual desembocamos en un camino más amplio que nos lleva hasta en entronque con la V Etapa de Los Anillo Ciclistas en la Felguerosa. La citasda etapa viene de Cabañaquinta pasando por Orillés.

La subida que hemos estado realizando, es algo más suave que la de Orillés,  y desde ella se pueden ver muy bien diversos tramos de las diferentes etapas de los Anillos Ciclistas.

1393685_10201682985750449_958015494_n1394276_10201682974030156_1642274960_n1376986_10201682971390090_1935627914_n

Tras el entronque y encuentro con la pertinente montería de jabalí, en La Felguerosa proseguimos nuestra pequeña ascensión hacia el Collado Ablanu, punto clave en el cual nuestra ruta variará de configuración y de rumbo, ya que antes la dirección que mandaba era la Norte para subir hasta lo alto de la Cordal; llegados a la Collada Ablanu, dejamos los Anillos Ciclistas que van hacia Campa Espinera dirección Este,  y ahora  el pequeño grupo biker se encamina dirección contraria, hacia el Oeste, tomando el ramal que nos venía por encima unos minutos antes.

DSCN2134DSCN2137
Al poco de tomar esta nueva ruta que se irá manteniendo dirección Oeste se llega al poco  al collado del Turnu, ya en pleno Cordal de Logalendo, en este claro ventanal cambiamos de vertiente, sin antes estábamos en la vertiente allerana, ahora rodaremos ya durante todo lo que dure la ruta por la vertiente turonesa.
A partir de este punto,  iremos al abrigo de la cordal  por debajo de sus cumbres como la de Orios,  un poco a cubierto, aunque al ser una ladera Norte decir que es fría y humedad,  y con tramos de barro intenso, lo bueno que tiene es que estamos en una vieja pista que los 4x4 no están utilizando, y tiene toda una pinta impresionante para poder rodar con la btt.
1376522_10202169875038511_2019005329_n562295_10201682966429966_1647937360_n
1062_10201682980070307_2051889244_n

Enlazamos de este modo el Cordal del Navaliegu y su pico de Culladiella, la ruta se sigue pegando a la ladera, aún muy alta, y entrando y saliendo de las vallejas, pasando por encima de las Moteras de Villandio, hasta entroncar con el PR.AS-35 en las inmediaciones del Collado Espines. Es todo un tramo que prácticamente va en plano.

Se  deja el ramal que entra hacia el Collado Espines y que nos devolvería hacia la vertiente allerana , y seguimos dirección Oeste, manteniendo por un buen tramo la cota, pasandode este modo por debajo del Cueto Orgosa, y siguiendo el PR.AS-35, Senda de las Brañas Turonesas, hay alguna señalización que nos quiere echar hacia Villandio pista abajo, pero aunque se puede hacer, en nuestro caso preferimos disfrutar de este tranquilo paseo metidos en pleno hayedo y observando los altos pueblos turoneses que se ven en la ladera de enfrente por debajo del Pico Polio, como como San Justo, Arniellu o Carcarosa, observando así mismo  los terrenos por los que desfila la 5 etapa de los Anillos que muere en La Colladiella y la que nace  en dicha campa la etapa 6 que va  camino de La Peña.

1375965_10202169875478522_708821120_n1374328_10201682978630271_917956283_n1378439_10201682985350439_1280262879_n

Nuestra ruta prosigue dirección Oeste hacia Ablaneo, pero no recuerdo si es que perdimos las marcas del PR, pues está muy abandonado, o es que queríamos algo más de jarana biker, el caso es que nos echamos ante el Cantu Ablaneo valle abajo dirección Norte, por sendas y pistas medio abandonadas. Son impresionantes las pistas y caminos que se han abierto, y es lamentable de cómo están quedando ahora, en pequeños pasillos que desaparecerán en poco tiempo.

Al final cogemos una amplia pista por lo que llegamos a Villandio, con un leve aterrizaje de nuestro gran biker Albano Capezzali, eso si sin otra cosa que un breve susto.

En Villandio conectamos con el PR.AS 35, que está en bastante mal estado, y también con la Senda Verde de Turón, pero será por poco tiempo, pues en una de estas nos vamos del trazado y enlazando varios tramos de sendas llegamos a Los Corrales, mayau medio abandonado, al igual que el PR, que supongo que debe ser el de las Brañas Turonesas. De esta guisa llegamos por debajo de Ablaneo, y trasteamos por unas sendas para llegar a Corrales con algo de porteo…, ¡¡¡Que serían nuestras rutas sin este acarreo de btt…¡¡, Tras un pequeño empujón  y dejar atrás Corrales, nos echamos de nuevo valle abajo, dejando las aventuras senderiles y yendo por trazaos más amplios  hacia con la Senda de Turón, apareciendo a la altura de la Rabaldana.

DSCN2153DSCN2154

Desde aquí ya sin problemas, ya estamos en la parte fondera del valle la ruta se vuelve netamente urbana, y nos muestra la parte minera del valle en el cual además se encabalga  buena parte de la población turonesa, contemplamos lo que fue el escenario de la Revolución del 34, y la acción de las fuertes reconversiones mineras a la vez que le  vamos dando la espalda al valle para desembocar de nuevo en Figaredo, y darnos el merecido homenaje de una cerveza en la cantina de FEVE de  Figaredo  dando fin a esta bella ruta.

1383363_10201682986790475_1836024508_n 
Victor Guerra. Un biker de los años 80
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...