Mostrando entradas con la etiqueta Aller. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Aller. Mostrar todas las entradas

viernes, 7 de diciembre de 2018

Vuelta al Valle del Rasón

P1190737
  • · Punto de Salida y Llegada: Murias (Aller)
  • · Puntos de Paso: Santibanez de Murias- Mayau Carnusu- El Rasón-Campa Yana-Mina la Carmina-Pte. Vieyu- Santibanez de Murias.
  • · Longitud de la Ruta: 25 km
  • · Horario de la Ruta. 4 horas
  • · Desnivel acumulado de ascenso y descenso: 1.233 mts
· Participantes: Javier Riestra, Luis Roza, Marcos Fuentes Cernuda, Victor Guerra

TRACK DE LA RUTA EN WIKILOC


El paisaje allerano que ocupa la parte alta del Valle Negro es una auténtica sugerencia ciclomontañera para estos otoños en lo cuales el buen tiempo nos invita  a recorrer los otoñales hayedos.

Hace unas semanas aún ciclábamos por las partes cimeras del concejo, por la zona de la Cordal de la Carisa, tomando como punto de partida Murias, ahora casi que recorremos parte de esta misma zona, pero a cotas menores.

En esta ocasión partimos en una fría mañana sabatina desde l aparcamiento del pueblo  Murias, que nos ofrece la posibilidad de poder dejar los coches bien estacionados, y no tirados por las márgenes de la carretera como sucede en Santibanez de Murias.

image

Una vez pertrechados para las posibles inclemencias climatológicas que el tiempo nos  avisaba  pusimos proa hacia el Sur, dirección a Santibanez de Murias, siguiendo la carretera AE-3, y apenas si rodamos a los 2 km, cuando se deja tal eje a las puertas del pueblo de Santibanez, para entrar por un viejo carril a la derecha que se torna al instante en una rápida bajada camino del cruce del río Negro. Eso si nos encontraremos con un barrera de cierre de las antiguas instalaciones mineras.

Estos días las recientes lluvias y nevadas han dejado su huella en los caminos, motivo por el cual encontraremos gran cantidad de árboles caídos, la ruta en algunos momentos se parece más a una ginkana que a una ruta de Mountain Bike

. P1190717P1190720

Dejamos atrás un viejo autobús que sirvió de caravana a unos hippies ingleses, y cruzando el río Negro, da comienzo una ascensión continuada y dura, en primer término hasta el cruce con el trazado de canal de la Minicentral de Murias, y luego una vez alcanzado este, se cruz para emprender una larga subida.por el ramal que sale frente al nuestro

Por delante, tenemos unos 5 kilómetros de ascensión con repechos importantes que se van superando por medio de un carretil asfaltado que en su día utilizó la Mina Jovesa, clausurada en el 2007, y que pese a los intentos de devolver a la zona su antigua prestancia, esto ha sido más bien imposible, por tanto por toda la zona se hayan esparcidos los restos mineros, bocaminas, polvorines, edificaciones, y las vetas de carbón que afloran por doquier. .

P1190721

Nuestra ruta trepa sin desmayo a base de revueltas que de vez en cuando dejan atisbar lo fondero del valle, y como no, bien  sea Murias o Santibanez, los dos pueblos que ocupan la zona terminal del valle que se van quedando allá abajo, pues en esos escasos 5 km., se ganan unos casi 600 mts de desnivel, siguiendo siempre el rumbo Suroeste una vez se cruza el río.

Lo que si se van dejando ver una vez que subimos por la Monte la Pena es que frente por frente, pero mirando al Este se encuentra la cumbre antenera de Renorios, la cual preside toda la zona de la Cordal de Murias que vemos desde el Cueto Moro a la colada la Xugosa, y la sierra de Carrescu, la cual continua a la derecha por la Cordal de Conforcos, pero delante tendremos la Sierra de Casomera con los picos de la Liebre.

Todo un espectáculo del cual vamos disfrutando a la vez que subimos a golpe de riñón por las revueltas de la Sesetas, que por cierto los míos me duelen de narices, me imagino que debido a los 2 kg de peso que he ganado una vez entramos en la invernada, precisamente a medida que subimos se observa el temporal anclado en las altas cotas alleranas, que frontera con Lena, y León, en las cuales se dejan ver las primeras nieves, y como se va elaborando la incipiente tormenta.

P1190726P1190730

Me sigue doliendo la zona lumbar, lo cual me obliga a hacer pequeñas paradas, tal vez eso junto con los años me está haciendo pensar en la posibilidad de pasarme a las E-bike…habrá que ir dándole vueltas para un futuro no muye lejano.

Vamos ganando la altura hasta coronar la parte más abierta de El Gachinuri a la vez que se va girando a la izquierda y entrar en zona más abierta entroncando del recorrido entroncando con la pista que viene del Puente Vieyu, por  cuyos predios circula el GR de los Anillos Ciclistas de la Montaña Central que viene de Puente los Fierros por Parana y el Tunelón, de esta manera nosotros entramos  en la gran vega de Mayau Carnusu

Si el tiempo estuviera mejor, seguro que en esta bonita zona nos hubiéramos parado al pie de la fuente, pero el tiempo no estaba para muchas paradas, el frío viento y la amenaza de lluvia nos atenazaba,  por tanto proseguimos por las praderías del Rasón , que es donde estamos ahora,  dejando el trazado de los Anillos que va hacia la cordal de La Carisa.

Nuestra ruta en un primer lugar se metió por los caminos de Chamurgu para pasar por Las Palancas hacia Escosura, pero si bien son las trazas de los viejos caminos de los mayaos, ahora estos están medio perdidos ,y si bien para ir andando son más o menos transitables, para ir en BTT esto te obliga a tirar bastante de la trotona por tramos bastante engorrosos.

46518798_10216232134054190_8328499559030325248_o22b7b296-82b6-4281-94c4-ad7708c8a6f176636e66-455f-4fb8-99d9-be09009a7c2a

Por tanto, lo aconsejable es el Mayeu Carnusu, tomar el Camino de Rasón que va más alto y por debajo de la cumbral del Pico la Boya, trazado por el que se va más protegido de los vientos, dicha traza nos permite ir por encima de los mayaos, pues es la pista que les da servicio para de este modo pasar por encima de la Escosura , eso sí  bastante más arriba, unos 150 metros más arriba.

Se llega a la laguna La Chaguneta, entroncando a su vez con la pista que baja del Collado de El Tunelón y eso significa que hemos rodado unos 7,6 km y nos hemos colocado a 1.515 mts-, de altitud o se aque hemos ganado un  desnivel acumulado de rayano  en los 1.000 mts.,.

Desde la helada laguna, con un viento cortante que amenaza de lluvia, nos echamos ladera abajo por la pista principal hacia Llana Calva, donde nada más llegar buscamos el resto de animales que un buen paisano se ha entretenido en ir tallando en madera, hay una amplia representación de animales urogallos, nutria, osos.. etc los cuales  se reparten por la campera aledaña a la pista.

P1190549a45c24dd-fb7d-44f4-8e8f-58d7652fdfaaP1190518

Ahora queda la bajada, la cual se hace por una amplia pista que  enfila hacia la confluencia de riegas las cuales se pasan por el puente del Barriu, y de esta manera pasar a la otra ladera, de las Lomas de Cuaña, tras lo cual nos queda un poco de subida para plantamos en el enclave de la Ablanosa, conectando con la pista que cruza la Encomisa.

Esta pista  une el valle Negro con la zona de Cople y Renorios, aunque  nuestra idea era rodar esta otra  zona para bajar por los Anillos desde Renorios hacia Murias, pero ya se sabe tira más un plato de pote asturiano, que seguir en medio del frío dando pedales.

Por tanto, nuestra ruta sigue en continuo descenso pasando por las viejas instalaciones de Mina Carmina, con su impresionante cascada, que sea verano o invierno siempre tiene un chorrón de agua.

P1190733

Se prosigue el descenso por la amplia pista minera hasta el puente Vieyu, por donde transitan Los Anillos Ciclistas provenientes del Rasón. Podríamos regresar por la traza del Canal de recogida de la Minicentral, pero está llena de árboles caídos, y preferimos llegar directos a Murias.

La ruta desfila ahora por la zona más plana del valle, y nos vamos directos por tramos de pista y asfaltados hasta llegar a Santibanez de Murias que se cruza todo el núcleo para seguir por carretera en franco descenso unos 2 km hasta llegar a Murias.

Fin de la ruta y sabrosa comida en la Restaurante La Casona de Nembra.

Fotos de la ruta: Marcos Cernuda, Rubén Malgor, Victor Guerra

© Victor Guerra.

viernes, 2 de noviembre de 2018

POR LAS ALTAS BRAÑAS ALLERANAS. Ruta Abierta

IMG_9829 Foto de Juan Piñera

Punto de Salida y Llegada: Santibanez de Murias
  • · Puntos de Paso: Puente Vieyu-Puente Barriu-Llana Clava- El Tunelón-Cruz de Fuentes-Los Barriales-La Cuanya-Collada Cascayu Cortada-Bustrosu-Braña Cople-
  • · Longitud de la Ruta:34 Km
  • · Horario de la Ruta. 6 horas
  • · Desnivel acumulado de ascenso y descenso: 1.700 mts.
  • · Participantes: Juan Piñera, Javier Dolado, Javier Paredes, Victor Guerra:Fernando Torres
Esta ruta viene del cariño y vocación que tiene el grupo ASTURCON BTT, a la Cordillera Cantábrica lo cual le lleva a recorrer todos los años, desde 1991, con su famosa Travesía de la Cordillera Cantábrica, estas altas crestas de la Cordillera que nos separa de León.

Este mes se septiembre enhebraban los amigos asturcones, una ruta muy interesante y que es podemos decir que muy abierta, en cuanto a que se puede modificar su dificultad, haciéndola partir de uno u otro sitio, o tomando algún itinerario de llegada a Santibanez diferente. Eso sí, ha de tenerse en cuenta que estaremos rodando a más de 2000 mts., de altt, y más de la mitad de la ruta se desarrolla por senderos, con algunos pasajes técnicos, lo cual la hacer ser muy intensa.

En ese sentido, aunque en BTT Asturias la hacemos partir de Santibanez de Murias (Aller), se puede empezar para suavizar tanto en kilómetros como es desnivel. comenzando en el pueblo leonés de Pendilla.

image

Puesto que de hacerlo desde Santibanez, o desde Pendilla, desde el punto de desvío hacia el recorrido por las cumbrales (Cruz de Fuentes) hay una diferencia de 6 km menos y unos 400 metros menos de desnivel a favor de la salida desde Pendilla. Eso sí se complica bastante la logística de este recorrido al no ser una ruta en bucle.

Partimos en nuestro caso, de Santibanez de Murias tomando dirección Sur hacia el desvío del Puente Viejo, el cual da acceso al Rasón, por cuyo lateral se va o viene el ramal de los Anillos Ciclistas de la Montaña Central de Asturias, ya en plena decadencia señalética.

P1190516P1190518

Nuestra ruta deja el desvío y prosigue de frente a la vera el río La Mortera, cuando ya se divisa en la ladera derecha las instalaciones mineras de Encomisa, (4km) la ruta vira a la izquierda dejando el arroyo, por un continuado ascenso hacia las viejas instalaciones mineras de la explotación carbonífera La Carmina. La cual se atraviesa para irnos hacia el próximo desvío que está 2 km., más arriba lo cual presenta aproximadamente un desnivel de 200 mts. El tramo se sube bastante bien a pesar del desnivel, pues las pistas están bien arregladas, son amplias, y salvo algún repecho, digamos que a pesar de la continuada subida se rueda de forma confortable.

Se deja un ramal que sale a nuestra espalda para seguir subiendo hasta el desvío de Fresnosa, (6 km y 982 mts. altt.) el cual pronto reconoceremos pues, se abre ante una portilla que presenta un repecho tremendo, aquí se toma un camino a la derecha que va en plano y más adelante se presenta otro desvío que se marca como Fresnosa, nos metemos por dicho ramal que va en plano, incluso con un poco de bajada, hasta cruzar el puente Barriu sobre la riega del Casar, lo cual nos cola en la otra ladera del valle, para poder subir hacia la Calzada Romana de la Carisa. Rodamos ahora rumbo Norte y Noroeste

.IMG_9771IMG_9767

El tramo una vez cruzada la riega presenta ciertos repechos que luego se irán calmando, presentado una faz distinta de largos tramos en ascenso hasta concluir en una singular campera coronada por unas tallas de madera, un inmenso oso de pie y unos urogallos posados en un tronco, estamos en la Llana Calva, por cuyas parece que se reparten más animales tallados.

Durante la subida iremos viendo parte del valle que vamos a bordear pasando de esta manera por los entornos del Estorbin, El Cotón, escoltados por los picos de La Liebre, pero aún nos queda tramo que ciclar, pues hasta la Llana Calva, apenas si hemos rodado unos 10 km de ruta y nos hallamos a unos 1300 mts., de alt. Aún queda por subir aún un buen tramo.

IMG_9769

Ahora la ruta se hace más suave para ganar el entronque de la Vía La Carisa, en cuyo punto se sigue por la izquierda, hacia arriba hasta llegar a la cumbre de la cordal, dando vista a los valles lenenses, que nos ofrece una espectacular vista sobre las Ubiñas y sierras adyacentes. Estamos a 1.547 mts., y el lugar se conoce como El Tunelón, que es el punto donde llega también la ruta de los Anillos Ciclistas de la Montaña Central, tras coger el citado ramal en Parana y trepar hasta la mina La Fargosa, la cual da acceso a este punto. Por nuestra parte hemos recorrido unos 13,2 km.

Ahora, ya lo alto del Codal de La Carisa tan solo de trata de llegar hasta el desvío de la Cruz de Fuentes, lo cual se hace en un momento, pues apenas si nos separa 1 kilómetro de distancia. Este punto es clave, Cruz de Fuentes, con su señal en el suelo, esta es la querencia de las instituciones por los recorridos de sendero o de BTT, bueno en el Tunelón ya no había ni señal.

P1190526P1190532

En este punto es clave, pues por un lado se abandona a Vía La Carisa, de frente vendría la ruta de la Travesía de la Cordillera de Asturcón BTT desde Pendilla, y ahora conectamos con tal trazado para toma en nuestro caso el ramal izquierdo ya en la Sierra de Carrocedo, y trepar hacia el Pico Fuentes, compartiendo el trazado propuesto de Asturcon BTT

Pronto la mala pista concluye, y nos deja ante la tesitura de tener que tirar de la trotona hasta alcanzar tras algunos rellanos las cumbres de los Cerricos del Mayau de Fierros. Será bueno no aventurarse por atajos que nos pueden dar algunos sustos y ya se sabe que no hay atajo sin trabajo.

P1190552P1190556

Por tanto, se siguen las trochas en ascenso hacia los promontorios de los Cerricos, porteando por entre el brezo bajo preñado de arandanales, a la vez que se va dando vista al valle de Lena. Detrás de nosotros a lo lejos el Pico La Boya que ha presidido junto con el Tres Concejos toda nuestra subida, en el primero de los picos citados se situó un campamento romano, el de las tropas de Publio Carisio, fundador de Emérita Augusta (Mérida) y Gobernador de Lusitania (Portugal), el cual fue mandado por el Emperador Augusto a conquistar esta zona norteña. En dicha zona hubo intensas excavaciones arqueológicas.

Tras ganar el primer cueto del Cerrico, ya estamos casi que la zona cumbral y damos vista al valle Morterúa, y Fresnosa al que vamos a dar vuelta, y además estamos en condiciones de ir rodando por las cumbres, teniendo que descabalgar de la trotona alguna que otra vez, nuestra dirección sigue siendo Sur, aunque virando al Este, sobre todo cuando empecemos a estar bajo la cumbre del pico Tres Concejos con 2.014 mts. Ahora nuestra ruta circula por senderos entre brezos pasando por debajo de la cumbre, vertiente Norte, para ir desembocar en las abiertas praderas de La Mortera, un poco más abajo la alambrada del límite provincial con León. Se da vista al valle de Pendilla.


Con unos 17 kilómetros rodados y a algo más de 1900 mts., de altitud entramos en territorio leonés, en una anterior visita nos metimos por los atajos y la verdad es que la liamos, aunque puede ser interesante pero hay que saber cuál de las 15 o 20 veredas es la que está mejor y nos lleva a buen puerto, además es un rodar complejo.-

Lo mejor las zonas cumbrales, más despejadas y abiertas nos permitirán rodar mejor y más, ahora rodaremos por la llamada Sierra del Cuadro.

Ya en la zona de la valla, hay que subir hacia un lateral del Pico los Pisones, los de Asturcón BTT, se fueron por el lado asturiano , lo que obliga a un porteo intenso, si donde vemos que la valla está abierta y no metemos por ella, ahora esta quedará a nuestra izquierda rodaremos más, pues de este modo se bordea la amplia ladera del Pico Los Pisones pero por más abajo, perderemos de vista por unos instantes la cumbre del Pisones, al menos hasta llegar a la Cochá Chana del Puerto.

IMG_9832IMG_9834

Salimos por debajo de la alambrada en el Cueto los Barriales, ante cuya amplia collada nos presenta otro pequeño porteo que marcan unos pedruscos camino del paso de la Estrella la Cuanya, tirando de la trotona, se rueda otro tramito para virar hacia arriba por entre escobas y por encima de unas empinadas cárcavas, para así ganar el paso de la Cuanya, con unos 20 km y a 2.041 mts., de altt.

A nuestros pies de nuevo damos vista al gran valle de La Morterúa y Fresnosa, impresionante, y se ve con pena como las altas brañas alleranas por estos lares han quedado aisladas y descolgadas de las infraestructuras viales, solo quedan unidas con las zonas más fonderas por los viejos senderos peoniles comidos por brezos y escobas., que van monte abajo a toda velocidad, dentro de unos años esta zona alta de las brañas sobre todo en vertiente norte será impracticable.

Se cruza con cuidado la Cuanya, dejando la vertiente leonesa y yendo por un inimaginable sendero, colgado de las Lomas de Cuaña, dando vista al gran valle de Murias y con rumbo Noreste. Ahora estamos de nuevo muy altos, a casi 2.000mts. y las vistas e n todas las orientaciones son algo impresionante, se ven los predios de León, y las tierras fronterizas entre Babia y Omaña, y ya no digamos si miramos al Norte…

IMG_20181024_114153597IMG_20181024_123855781_HDR

El sendero que se nos presenta es ancho, pero apenas si sobrepasa en las zonas más altas al metro, ah y va en leve descenso, y con una fuerte pendiente a la izquierda, o sea que cuidado pues se coge velocidad.

En un pis-pas se hace el tramo hasta el paso del Cascayu Cortau, por donde los Asturcones, dejan el valle para entrar en picado hacia la braña de Bustroso, y enlazar con la Sierra de Conforcos. Bajada muy pindia aunque corta. Por nuestra parte preferimos seguir hacia los Picos de la Liebre, buscando la collada Cascayu muy marcada, la cual se ve desde ya desde los Cerricos, la citada collada al pie del primer cueto de la Liebre, se da cara al valle de Conforcos, y se va una senda a la derecha que va por debajo del pico La Fuexa hacia la majada de Bustrosu, que apenas si entrevemos

De este modo al llegar a la collada, pue eso nos ponemos de cara al Sur para bajar por la trocha de la Fuexa y la Cocha de Bustrosu, trazado que irá mejorando hasta entrar en la desarmada braña de Bustrosu, que en su tiempo fue importante, pues no en vano por ella entraba la llamada Senda de los Agriles que daba paso al famoso Camino de los Segadores que por el Puerto de Piedrahita se pasaba a las tierras leonesas.

IMG_20181024_142453453P1190529

A nuestro frente los parajes de los puertos de Piedrahita en primer término, y luego más lejos Puerto de Vegarada y las cumbres de San Isidro y los Picos de Europa al fondo.

Desde, el Bustrosu el trazado sale hacia el Noreste, por debajo del Pico La Boya de Casomera y el Alto de la Texera, y lo hace por un camino amplio que se convierte por unos momentos en una limpia cubeta muy divertida de ciclar por la Cabarzosa , para un poco más adelante subirnos a la cordal de Conforcos, rodando hacia la majada de Cople. Serán unos cuatro kilómetros de senda que se presenta divertida para quien le guste los senderos y caminos que no ofrecen sorpresas en la traza, como algún que otro escalón natural.

Ya en Cople, ante la cabaña de Gervasio, se abren varias ofertas de dirigirnos a Santibanez de Murias, una de ellas al llegar a la pista de Cople, es seguir el ramal descendente que cruza el arroyo de La Fresnosa y de ahí por Diez Timones, enlazar con la zona de la mina La Carmina y directos a Santibanez de Murias que serán unos 13 km de trazada casi toda ella en bajada,

Otra opción es que, al llegar a Cople, se sube tal y como nos proponen los Asturcones hacia Renorios-Cotobello que es muy poco de subida bajando luego por la etapa de Los Anillos Ciclistas, cuya traza da vuelta a Renorios y la Sierra de Coto Bello y Murias, pasando por Curriechos, toda una gran bajada por amplias pistas y caminos, con otros tantos kilómetros

Nosotros, viendo lo bien que se nos dio el día nos fuimos por la variante asturcona, que como nos imaginamos era territorio comanche. En Cople se sube hacia Renorios, y a cuando estamos para desembocar en el Collado que marca el Cueto la Nozala, se ve una invitadora pista tapizada de de hierba a la izquierda que pide a gritos ser rodada, el problema es que cuando se llega por encima de las majada de Sogrande, la pista da lugar a un camino y este a un sendero , que no se corta un pelo en irse directo hacia el Cueto la Xugosa.

Tramo complicado, estrecho, con imposibles revueltas, y muy pendiente y abundantes escalones, con lo cual muchas veces pie a tierra, en la Xugosa, los asturcones desprecian de la Vana, o sea ramal que sale a la derecha de la braña, para tirarse directamente por la Cabuernia hacia la braña de Tablao, donde se desemboca el sendero ya camino en la ramal asfaltado que viene del Puente Viellu, se vira a la derecha y tras cuatro kilómetros desde La Nozala se entra en Santibanes de Muria, tras una ruta golosa en senderos, y donde las pastillas de freno se afilan y los discos se ponen al rojo vivo perdiendo su chirriante cantar.

Ruta que hay que cogerla con ganas, y teniendo muy en cuenta el tiempo pues se rueda en cotas muy altas donde un cambio de climatología nos puede poner en un brete, ah y no hace muchos experimentos fuera del track sino se conoce esta compleja orografía. En una visita anterior por tomar atajos estuvimos unas cinco horas de porteos entre brezos y escobales.

IMG_9799
Fotos de Juan Piñera, Javier Dolado, Fernando Torres, Victor Guerra.

© Victor Guerra

viernes, 2 de marzo de 2018

Ruta al dólmen del Padrún. La Carisa (Aller)

P1180048
image

Con tanta nieve como hay, y las previsiones de frío, nos apetecía rodar por los restos de la estación nival y que mejor que hacerlo por la cómoda Ruta de la Carisa, sin que ello conllevara riesgo alguno, por tanto, con esta previsión trazamos la idea de una ruta bule que partiendo del valle allerano nos permitiera subir hasta la famosa ruta el General Carisio, para después baja si fuese posible hacia el Valle Negro por alguna de sus famosos descensos, pero como siempre uno proyecta, y luego las condiciones son las que nos dejan o no materializar nuestros deseos.

Partimos el pequeño grupo betetero que esta semana ha quedado como viene ya siendo habitual, ha quedado reducido a cuatro unidades, a los cuales nos reunía la intención de dar una amplia vuelta por los valles alleranos, pues nada hacía presagiar que no se pudiera realizar, dado que las nieves han ido inundando los cauces fluviales, dado el deshielo cuasi otoñal que está presidiendo la nival invernada.

P1180028P1180029P1180030

Tras el oportuno café en el café Agóra, sito en la plaza mayor de Moreda, nos pusimos en marcha para subir por carretera hacia la aldea de Labayos, pasando por delante de una muestra de lo que conformó buena parte de nuestro PIB regional como fue la extracción carbonífera y hoy en total declive, pue pasamos por delante del pozo minero San Antonio, explotación auxiliar del pozo Santiago.

Se va subiendo a la vez que vamos catando como las laderas de La Carisa, vertiente allerana, son como dicen «de cojón de mico», en general con buenos firmes de tierra y hormigonados, pero con desniveles en ocasiones más que brutales.

Y eso lo fuimos sintiendo en nuestras piernas pues de Labayos, se sigue en notable subida hacia el pueblo de Boo, pues en apenas tres kilómetros de subida, ya se ganan unos 100 metros de desnivel, aunque esto sería una tontería con lo que nos quedaba.

Una vez en Boó, se deja el rumbo Oeste, para virar en el mismo pueblo al Sur tomando el ramal asfaltado por delante la iglesia dirección que directo a la aldea de Bustillé, atalaya que nos da una impresionante sobre el valle de Moreda sobre todo hacia el Este

.P1180037P1180033

En Bustillé, a la salía de las cuatro casa desaparece como por ensalmo el asfalto, y nos quedamos ante una continuada ascensión que empieza a través de los predios de Solares, para dar la vuelta a las praderías de La Felguera y encaramarnos en la cumbral de la Fontica siguiendo las marcas del PR-266 Megalitos del Padrún.

Dicho asi parece fácil y factible, pero tanto los tramos hormigonados además de ser durísimos se hacen largos, al igual que aquellos otros con firmes de tierra que no le van a la zaga, y vienen uno detrás de otro, no dejando mucho tiempo para el respiro, a pesar del gran desarrollo que llevo tengo que subir alguno a pie, pues mis piernas y el corazón se ponen a cien.

P1180038P1180039

La cosa se suaviza al subir a lo alto de cumbral, y aunque por delante hay unas retorcidas curva-contra curva, las del Fondigón, que también nos presenta unos repechones importantes, estos se van subiendo y nos compensan por estar más altos y las vistas sobre las sierras y valles del Caudal, a cuyos predios debemos volver un día a rodar, son entretenidas además de espectaculares.

Acometemos en grupeta, pues las otras subidas las han hecho Riestra y Roza, y Paredes y yo las hemos hecho como hemos podido, tras la última gran subida, nos quedamos en la bifurcación de Espines, donde aparece la nieve.

P1180040P1180042

Persistimos en la idea de seguir con la ruta, pues, aunque al ver en la vertiente lenense que la nieve ha desaparecido de buena parte de los valles y de los crestones, eso nos anima a proseguir, aunque al llegar cerca del desvío hacia el Dolmen del Padrún, ya observamos que nuestra vertiente allerana, que da al Norte está cargada de nieve, aunque intentamos pasar del Quentu les Cruces hacia el Collado Serralba, no somos capaces de pasar mucho más allá de Carabenés, y ya lo vimos cuan do intentamos ver el dolmen del Padrún, lo cual no fue posible pues estaba enterrado bajo la nieve.

Dada la dificultad de seguir avanzando, y más allá de agotarnos y crear una situación complicada para nosotros mismos damos vuelta a nuestras trotonas para culminar esta ruta de otra manera, o sea cerrando un bucle sobre el valle de Boo, a través de la cumbral de La Carisa.

P1180048P1180049

Comenzamos por tanto la bajada poniendo rumbo Norte, bajando de nuevo hasta el Collado Espines, con su conjunto señalético, pues no en vano estamos en presencia del GR-100.1 Ruta de la Carisa, y enlazando a su vez el PR.AS-76 Vuelta al Pico Ranero, que viene de Pola de Lena. En la bajada magníficas vistas sobre el valle de Lena, y las cumbres del Aramo.

El trazado se pone a cubierto de los vientos bajo la cordal que forman los Picos Cumbre y Ranero, obviando por unos minutos las vertientes lenenses, y por un rápido trazado se alcanza los lugares de La Campa y la Acebal, dando vista de nuevo a Lena, en cuyos predios concejiles se entra hasta dar con la bifurcación bajo el Fontán del Caleyu, dando se entra de nuevo en Aller y se da cara a los parajes alleranos.

.P1180057P1180060

En esta clara bifurcación de deja la Ruta de la Carisa, y se cambia de orientación virando al Este para encarar una rapidísima bajada por el valle, sin apenas hallar nada más que un punto de detención, lo cual hacemos ante una clara bifurcación, por la derecha se baja a Boo, pero nosotros seguimos bajando de frente sin apenas problemas, más allá de la pendiente, hasta alcanzar el fondo del valle, y desembocar ante otro de los inputs mineros aún en pie como es el Pozo San Jorge y el Pozo Santiago, cruzamos el río Aller y la Autovía de circunvalación para colocarnos en la vieja carretera a Caborana.
Se deja esta cruzando la por la pasarela el río y carretera de Circunvalación para entrar de nuevo en Moreda sin problema alguno.

Al final, tras un buen ajetreo nos damos un homenaje en la Sidrería La Fumiosa, a base de huevos y picadillo, y charlando con un simpática camarera también biker como nosotros, aunque más jovencita.

© Victor Guerra

viernes, 14 de octubre de 2016

Por las tierras fronterizas:Cármenes-Aller

DSC02072_thumb14
  • · Punto de Salida: Cármenes (León)
  • · Punto de Llegada: Cabañaquinta (Asturias)
  • · Puntos de Paso: Villanueva de Pontedo-Piornedo-Piedrafita-Llananzanes-La Paraya-La Paraya-Collanzo
  • · Longitud de la Ruta: 36
  • · Horario de la Ruta. 3 horas
  • · Desnivel acumulado de ascenso: 579 mts
  • · Desnivel acumulado de descenso: 1.309 mts
  • · Participantes: J.Ramón Orviz. Natalia Palacios, Victor Guerra
En estos tiempos que aun la invernada no asoma es bueno hacer estas bellas rutas entre ambas provincias con la Cordillera Cantábrica de por medio.
Teníamos gana de rodar de nuevo por los altos de Piedrafita, ubicado en los extremos fronterizos de Los Argüellos (La Mediana) en las tierras leonesas, la cual conforman frontera con el altozano valle de Llananzanes.

P1100257_thumb3   P1100260_thumb1

Y dada a bonanza del tiempo nos fuimos a la zona de Cármenes para empezar la ruta, que no tiene nada de malo salvo la compleja logística que como siempre presentan estos lares de hacer rutas en descenso y no circulares, ya se sabe coche en un punto y coche en otro, salvo que se tome un taxi con temas para bicis que parece que existe en Mieres.

Ya dispuestos a rodar salimos de Cármenes, que tiene ese olor tan cotidiano de nuestra niñez de las casas con cocinas y chimenea alimentadas por las leñas autóctonas, y que tanto me recuerdan al pan ricamente orneado con el sabor potentes los huevos de gallina, acompañando los desayunos matinales del pastoreo.

image_thumb5

Con ese recuerdo mis amigos (Orviz y Natalia (Peque) salimos del pueblo sin poder echarnos un trago caliente al coleto, y tras cruzar el río Torío, alguien nos dijo que bajando hacia Almuzara que igual había un bar abierto, pero siendo Lunes que falta, o sea que pusimos nuestras y trotonas mirando al Norte y nos fuimos con el viento fresco del verano mañanero por la carretera LE-311 que abandonamos en el Puente de San Pelayo de Pontedo, y entrando en una suerte de camino paralelo que va hacia Villanueva de Pontedo y que nos devuelve al redil de lo asfaltado a la altura del pueblo de Piornedo, pero eso sí el tramo entre Villanueva y Piornedo ya está por tramos muy cerrado, y es una pena pues lo recordaba muy abierto y transitables, hoy el matorral se lo ha zampado.

El valle en sus comienzos da lugar a amplias vegas, que poco a poco se va estrechando por los estrujamientos calizos que afloran aquí y allá, y que vemos entre el denso piornal que casi que nos sepulta al llegar a Piornedo

.   DSC02047_thumb1   DSC02048_thumb1

En este punto ya no hay más traza caminera, no queda más remedio que seguir por la LE-311 y entrar en el pueblo de Piedrafita de La Mediana, donde un matrimonio residente en el lugar nos ofrece agua fresca y conversación que no desechamos, y de esta manera nos vamos enterando de las cosas de la zona.

Tras un buen rato de charla salimos de Piedrafita con La Peque comandando el trio de bikers para de este modo dejar el asfaltado y seguir por una traza marcada como carretera, pero que presenta nada más que sus tripas de firmes de balastro y cunetas a medio hacer, lo cual llama la atención por su estructura y el buen hacer en cuanto a su traza, pues se rueda fácilmente. Hasta este pueblo desde Cármenes nos separa unos 7km.

Ahora queda ascender todo el puerto de Piedrafita que son otros 7 km de ascensión, pero con un desnivel asequible pues solo hay que ganar escasos 400 metros de desnivel, que se hacen de forma cómoda por lo que fue un proyecto de carretera que es de la segunda década del siglo XX, aunque da la impresión por la obra de cimentación y jitos que fuera como de 1900, pues además su trazado es muy cómodo.
DSC02056_thumb1P1100272_thumb  P1100278_thumb1

La idea de hacer esta ruta es porque una vez arribados al puerto de Piedrafita, por la vertiente asturiana se abre la posibilidad de hacer toda una ruta a caballo entre lo técnico y lo enduro, pero nuestro gozo en un pozo, pues ya cerca de la cumbre vimos un inusitado tránsito de vehículos a un territorio que no lleva ningún punto, o no llevaba, pero nuestra sorpresa iba en aumento cuando un inglés en un buen español, nos dijo que teníamos a la Policía en la vertiente astur.

Disfrutamos del alto cumbral, haciendo fotos a diestra y siniestra y nos echamos ladera abajo por la vertiente allerana, pensando en quien sería la lumbrera que diseñó este proyecto de carretera, pues si bien por la parte leonesa no tiene mucho problema la vertiginosidad de la vertiente asturiana y el querer echarse ladera abajo hacen de esta parte del proyecto, una auténtica locura, que evidentemente no se llevó a cabo.
P1100293_thumb1P1100285_thumb[1]P1100294_thumb1

Y eso nos ha beneficiado a los bikers más aguerridos pues teníamos una bajada de otros 7 km., con unos casi 900 metros de desnivel lleno de saltos u quebradas que eran en un principio ideales para el btt más técnico, pero cuyo estado que empeorando como camino tradicional hasta dejarla en un buen ejemplo de pista ideal para el enduro.

Pero como digo nuestro gozo en un pozo, pues en una de las altozanas praderías en este caso en la Mayá de San Pedro , nos encontramos con los famosos “Policias” que no era otra cosa que un viejo 4x4 de la policía de Aller, con el alcalde de Aller (David Moreno ) y entre otros el ganadero Amalio González Buelga, que pronto arremetió contra ciclistas y ecologistas, pues la apertura de la pista a traves del camino tradicional de Llananzanes era toda une mejoría para subir más cabezas de ganado, y cuando le pregunté cuantas más vacas subirían y más se encabritó al comentar el gran destrozo que se había hecho en el hayedo y en la traza, si es que habían subido desde Llananzanes.

  P1100280_thumbP1100279_thumbP1100281_thumb

Allí dejamos al alcalde contento con la obra, mientas veíamos estupefactos como la vieja traza caminera se había convertido en una amplísima pista, llevándose por delante lo que la máquina pilló delante dejando diáfana una traza de gran desnivel, que presenta incluso para los descendedores bikers una buena pendiente, donde da miedo soltar los frenos, para que luego el señor Buelga invite a subir hasta los “coches compactos” hasta lo alto del puerto, y por cierto donde su todoterreno en la subida con el alcalde dio algún que otros resbalón.

Nosotros fuimos bajando pista abajo entre la desilusión y la indignación de como algunas cosas se hacen con justificaciones plenas, aunque pilladas con pinzas, pues no creo que esa pista favorezca ningún tránsito ni ganadero y menos turístico, porque no lo está logrando ni el puerto de Vegarada, que ha sido siempre un puerto más turistizado donde el refugio del Puerto era todo un referente y , llevo una caterva de años cerrado. Entonces cuando es el reclamo turístico.

   DSC02074_thumb[1]P1100306_thumb[1]

En todo caso desde aquí le lanzo un reto, dentro de unos años contamos la cabaña ganadera y vemos los aumentos….

En todo nos aislamos del conflicto y nos echamos pista abajo por Campanal y su bella cabaña de pastoreo y ya por el Capón y entre la Corrollosa y Canayoso se van aplacando las bajadas hasta alcanzar los tramos hormigonados de la primera aldea allerana que es Llananzanes, y que nos da paso por la Paraya y sus bellos tramos en desfiladero a Casamera, y ya por una amplia carretera se llega a la Collanzo, donde se entronca con la carretera AS-253, que nos permite llegar sin problemas a la capital del concejo: Cabañaquinta, donde damos por finiquitada la ruta.

Y nada los endureros y los amantes del trail, se han quedado sin una de las rutas más interesantes del panorama allerano. RIP.

P1100301_thumb7
Victor Guerra
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...